Partisanos colombianos. ¿Hay alguna esperanza de terminar la guerra?

Una de las guerras de guerrillas más largas, que no terminó hasta hoy, es la famosa gerilia colombiana. En este país latinoamericano, la lucha ha continuado durante al menos medio siglo, lo que ha llevado a la formación de organizaciones radicales de izquierda contra las fuerzas gubernamentales. Sin embargo, en el otoño de 2015, Colombia tenía la esperanza de lograr una paz tan esperada entre el gobierno y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, el Ejército Popular (FARC-AN) que lucha contra él. Septiembre 23 2015 en Cuba, con la mediación de Raúl Castro, celebró una reunión histórica entre el Presidente de Colombia y el Comandante en Jefe de las FARC-AN, como resultado de lo cual se llegó a un acuerdo sobre la reconciliación con 2016.


Partisanos colombianos. ¿Hay alguna esperanza de terminar la guerra?


Antecedentes y principales causas de la guerra.

Colombia es un país notable incluso para los estándares latinoamericanos. El ex virrey español de Nueva Granada, Colombia, declaró su independencia en 1810, y de hecho superó la resistencia de los colonialistas españoles durante la famosa guerra de liberación bajo el mando de Simón Bolívar solo en 1819. En 1819-1831. había un estado de la Gran Colombia, que incluía no solo a la Colombia moderna, sino también a Venezuela, Ecuador y Panamá. Simón Bolívar estaba cultivando planes para unir a los países de habla hispana de América Latina en un solo estado y la Gran Colombia, en opinión del comandante, se convertiría en la base de esta unificación. Sin embargo, la mayoría de los generales atrincherados en el poder en las antiguas colonias españolas no apoyaban la idea de Bolívar de la unificación, todos querían ser un gobernante independiente. En 1831, Ecuador y Venezuela se separaron de la Gran Colombia, y en 1903, con el apoyo de EE. UU., Panamá se desconectó: el liderazgo estadounidense quería ver al Canal de Panamá atravesar el territorio de un pequeño estado débil, que podría presionar fácilmente si fuera necesario.

3 Noviembre 1903 El gobierno colombiano se negó a dar permiso a los Estados Unidos para construir un canal transoceánico a través del país. En respuesta, Estados Unidos provocó un sentimiento separatista en Panamá y, con el apoyo directo de los estadounidenses, los separatistas panameños levantaron un levantamiento armado y lograron la secesión de Colombia. Después de esto, la relación entre Colombia y los Estados Unidos se deterioró gravemente durante casi una década. La situación cambió luego de que se encontró un gran campo petrolero en Colombia. Esto sucedió en 1916-1918. Fue la Primera Guerra Mundial y el descubrimiento del petróleo en Colombia no podía menos que interesar a los Estados Unidos. Las empresas estadounidenses comenzaron a penetrar en Colombia, poniendo gradualmente bajo control no solo la esfera de la producción de petróleo, sino también la agricultura del país. Grandes áreas del país participaron en las plantaciones de la famosa United Fruit Company, que ganó una enorme influencia en los países de América Central y algunos países de América del Sur. Es con este periodo historias Países latinoamericanos relacionados con la famosa expresión "república bananera". La compañía estadounidense, a través de sus acciones, logró despertar el odio de ambas organizaciones sindicales, que defendían los intereses de los empleados explotados por la empresa, y de las tribus indias, cuyas tierras ocupaba la compañía en las plantaciones, expulsando despiadadamente a los indios de las aldeas y privándolos de la oportunidad de participar en el trabajo agrícola o de caza y recolección en los bosques. En 1928, en las plantaciones de la United Fruit Company, comenzó otra huelga, que fue brutalmente reprimida por las fuerzas de seguridad que llevaron a cabo una verdadera masacre de cientos de trabajadores de la empresa. Sin embargo, después de la brutal masacre, que, por cierto, es narrada en la novela por el famoso escritor colombiano Gabriel García Márquez, "Cien años de soledad", continuaron las huelgas y los disturbios en las plataformas petroleras y en las plantaciones de la Compañía Unida. La situación socioeconómica en Colombia siguió siendo extremadamente compleja y se reflejó en la situación política. El partido liberal, que compartía valores democráticos, se oponía a los conservadores, que expresaban los intereses de los grandes plantadores.
Al final de 1940's. Entre el campesinado y los trabajadores colombianos, el político Jorge Elieser Gaitán (1903-1948), que iba a ser nominado por el Partido Liberal para la presidencia, ganó gran popularidad. Gaitán iba a llevar a cabo transformaciones democráticas y de orientación social en el país, por lo que recibió un amplio apoyo de las masas. Como podía contar con éxito como candidato a la presidencia, la parte conservadora de la elite política colombiana decidió tomar medidas enérgicas contra un político popular. 9 Abril 1948. El asesino le disparó mientras caminaba. Fidel Castro Ruz conservó los recuerdos de este hombre, entonces un modesto estudiante de derecho, y en el futuro, el líder de la Cuba revolucionaria: “Nuestro segundo encuentro con Gaitán y otros representantes de universidades se celebrará en abril 9 en 2 por la tarde. Con un amigo cubano que me acompañó, esperé una hora de reunión, caminando por la avenida cerca del pequeño hotel donde vivíamos, y en la oficina de Gaitán, cuando un fanático o loco, sin duda, instigado por alguien, disparó al líder colombiano; el tirador fue destrozado por la gente. En ese momento, comenzaron los inimaginables días que experimenté en Colombia. Fui un luchador voluntario en las filas de esta gente valiente. Apoyé a Gaitán y su movimiento progresista, al igual que los ciudadanos colombianos apoyaron a nuestro mambi en la lucha por la independencia "(citado en: Castro F. Sinceridad y coraje para ser modesto // http://cuba.in.ua/toprint.html ? id = 84). Después del asesinato de Gaitán, un levantamiento armado de la gente comenzó en el país, transformándose en una guerra civil que duró diez años y recibió el nombre de "La Violencia". Oficialmente, el conflicto se consideraba una confrontación entre partidos liberales y conservadores, pero en realidad fue utilizado por latifundistas ricos para aclarar la relación entre ellos y apoderarse de las tierras de la población campesina del país. Los destacamentos de bandidos que estaban al servicio de los oligarcas tomaron tierras campesinas y masacraron brutalmente a los aldeanos. Durante la guerra civil, al menos 200-250 miles de colombianos fueron asesinados. Pero fue en estos terribles años para el país que los campesinos colombianos, bajo el liderazgo de intelectuales de mentalidad progresiva, comenzaron a crear los primeros grupos armados para defenderse contra los ataques de mafiosos y las tropas del gobierno que protegían los intereses de los oligarcas. A pesar del hecho de que, al final, los liberales y los conservadores lograron ponerse de acuerdo entre sí, el proceso de creación de un movimiento popular ya se ha iniciado. Muchos destacamentos campesinos siguieron existiendo incluso después del final de la guerra civil. Poco a poco, entre los campesinos colombianos y los trabajadores urbanos y los habitantes de tugurios, las opiniones socialistas se extendieron. El papel principal en la formación de grupos armados guerrilleros fue desempeñado por los comunistas colombianos.

Cómo se crearon las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia.

Los primeros intentos de crear un Partido Comunista en Colombia se relacionaron con el inicio de los 1920. Y, en principio, tenía un carácter aleatorio. En 1922, un tal Sylvester Sawicki apareció en la capital de Bogotá. El ex comandante del Ejército Rojo, que trabajaba para el gobierno soviético, fue enviado a China para organizar la obtención de granos, pero durante su estancia en territorio japonés llamó la atención de los servicios secretos japoneses y, huyendo de su arresto, fue a Panamá. Después de mudarse a Colombia, Savitsky conoció a un socialista local, Louis Tejada, y creó un círculo marxista. 6 March 1924, el círculo comunista de Savitsky y Tekhada, formó el comité organizador del Partido Comunista de Colombia, y en mayo 1 se anunció el establecimiento del Partido Comunista de Colombia. Sin embargo, 1924 junio 27. El Sr. Sylvester Sawicki fue deportado de Colombia "por promover doctrinas que socavan el orden social, como el anarquismo y el comunismo". Otras actividades que Savitsky continuó en México, donde participó en la labor del Partido Comunista Mexicano hasta su muerte. 1925 Julio 17 fue restablecido por el Partido Comunista de Colombia. Durante la Violencia, los comunistas lograron extender su influencia a los destacamentos campesinos partisanos, que posteriormente no detuvieron la lucha después de la reconciliación de los liberales y conservadores colombianos.

Parte de los jóvenes partidarios radicales que habían luchado previamente en las filas de los destacamentos liberales se unieron a los comunistas. Entre ellos se encontraba Pedro Antonio Marín (1930-2008), quien entró en la historia mundial bajo el seudónimo de "Manuel Marulanda" (en la foto). El abuelo y el padre Pedro Marina participaron en las actividades del Partido Liberal, aunque eran simples recolectores de café. El mismo Marin en su juventud se unió al destacamento partidista del partido liberal y participó en las hostilidades durante la "Violencia". Familiarizado con el estudiante Jacobo Arenas, quien estaba en posiciones comunistas, Marín también se convirtió en miembro del Partido Comunista y cambió su nombre y apellido a Manuel Marouland. En 1964, la ciudad de Marulanda formó un destacamento armado de campesinos partisanos de 47, que operan en el sur del departamento de Tolima. Al mismo tiempo, el destacamento del destacamento participó en las batallas contra las tropas gubernamentales enviadas al departamento para reprimir las protestas masivas de los civiles locales. Así comenzó más de medio siglo de historia de las FARC - Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), defendiendo la liberación social y política del pueblo colombiano y consideró la formación armada del Partido Comunista de Colombia. Los partisanos atrincherados en el pueblo de Marchetalia, donde apareció la república autónoma del mismo nombre. Los campesinos que vivían en Marchetalia vendían sus productos agrícolas en los asentamientos vecinos. Inicialmente, los habitantes de Marchetalia no causaron ninguna preocupación al gobierno colombiano, por el contrario, intentaron solicitar asistencia de las autoridades centrales para el desarrollo de la infraestructura social y económica del asentamiento. Sin embargo, el gobierno decidió que Marketalia es un ejemplo peligroso de autogobierno y autoorganización para otras comunidades campesinas colombianas y decidió eliminar el asentamiento por medios militares. Un grupo del ejército con un total de miles de soldados y oficiales en 16 se concentró contra Marchetalia, y el coronel Hernando Currea Cubides, quien comandó el 6 de la brigada de infantería del ejército colombiano, estuvo directamente a cargo de la destrucción de Marchetalia. La destrucción de Marchetalia fue considerada como una parte integral de la "Doctrina de la Seguridad Nacional", desarrollada a iniciativa de los Estados Unidos e implementada en estados latinoamericanos que eran satélites reales de los Estados Unidos en el período que se examina.

Sin embargo, la derrota de Marchetalia no afectó la actividad del movimiento partidista, sino todo lo contrario: las guerrillas comunistas alcanzaron un nuevo nivel gracias a un replanteamiento de sus errores cometidos en la etapa de la existencia de Marchetalia. Gradualmente, las filas del movimiento partidista crecieron como insatisfacción con las políticas sociales y económicas del gobierno, enormes diferenciales de ingresos, acoso por parte de terratenientes e industriales, el dominio de las corporaciones estadounidenses en Colombia se extendió entre un número creciente de colombianos. El objetivo de las FARC era proclamar el desarrollo de la guerrilla comunista para el derrocamiento del sistema capitalista en Colombia y la transición a la construcción del socialismo y el comunismo. El verdadero pico en la revitalización de las FARC fue en 1980-1990, sus años. y se asoció con el descubrimiento de una nueva fuente de financiamiento para una organización revolucionaria: el negocio de las drogas. Como se sabe, Colombia es el mayor productor mundial de coca. Para cientos de miles de campesinos colombianos, el cultivo de coca es la principal fuente de ingresos. Ya en 1982, en la conferencia 7 de FARC-AN, se tomó la decisión de imponer el impuesto revolucionario a los mayores productores de coca: los propietarios de tierras y los propietarios de empresas de procesamiento ilegal. Por lo tanto, las FARC buscarían fondos para el suministro adicional de destacamentos partidistas. La decisión de imponer impuestos a los productores de coca provocó protestas entre algunos de los líderes del Partido Comunista de Colombia, en relación con los cuales los miembros de las FARC crearon un nuevo ala ideológica: el Partido Comunista Subterráneo de Colombia. Además de gravar impuestos a los productores de drogas, las FARC-AN recibieron fondos durante mucho tiempo por tomar como rehenes a funcionarios del gobierno, ciudadanos extranjeros y empresarios. En 2008, esta línea de actividad de las FARC fue condenada por el propio Fidel Castro, quien sin embargo instó a la organización a no detener la resistencia armada y continuar sus actividades revolucionarias.



Las fuerzas armadas revolucionarias siguen siendo la organización de izquierda radical más grande de Colombia, liderando una guerra de guerrillas contra el gobierno. El número de FARC-AN en el apogeo de la organización en las 1990-s. Alcanzó los cazas 17 000. Además, las FARC tienen un gran número de simpatizantes, principalmente campesinos colombianos, sin cuyo apoyo la organización no habría podido operar en áreas rurales durante tanto tiempo y controlar vastos territorios. En 1990's las unidades de combate de las FARC-AN mantuvieron bajo control al menos el 45% de todo el territorio del país, lo que causó gran preocupación no solo para las autoridades colombianas, sino también para el liderazgo estadounidense, que vio el escenario al estilo cubano en las actividades de la organización. Fue gracias a la presencia estadounidense en Colombia que las fuerzas gubernamentales lograron presionar significativamente a las fuerzas armadas revolucionarias, pero aún representan una fuerza activa y efectiva. La estructura de las FARC está estructurada como un ejército. Los pelotones se unen en destacamentos partidistas, separaciones partidistas en unidades, unidades en columnas, columnas en frentes y frentes en grupos de frentes. En las FARC-AN, se establecen rangos militares del tipo de ejército, y un matiz interesante es que incluso los rangos de comandantes subalternos corresponden a puestos que implican el mando de unidades de cierto tamaño. Existe la siguiente escala de rangos: soldado (partisano), cuerpo junior (comandante adjunto del pelotón), cabo senior (comandante del pelotón), sargento menor (comandante adjunto de un destacamento partidista), sargento mayor (comandante de un destacamento partidista), comandante mayor de una unidad partisana ), teniente menor (comandante de una formación partisana), teniente (comandante adjunto de la columna), capitán (comandante de la columna), comandante (comandante adjunto del frente), teniente coronel (comandante del frente), coronel (comandante adjunto sobre un grupo de frentes), general de brigada (comandante de un grupo de frentes), general principal (jefe adjunto del estado mayor general), general del ejército (jefe del personal principal de las FARC-AN). Un gran número de voluntarios extranjeros están luchando en las filas de las FARC-AN, la mayoría de los cuales son comunistas por convicción o antiimperialistas, opositores de la dictadura de los Estados Unidos. La mayoría de los voluntarios provienen de países vecinos de América Latina, pero también hay europeos en las filas de las FARC. Por ejemplo, la muy holandesa Tanya Niemeyer, quien se convirtió en una de las representantes oficiales de las FARC-AN en numerosas negociaciones con las autoridades colombianas y organizaciones internacionales, ganó fama mundial.



Según Tanya Niemeyer, la atención de Estados Unidos al país, manifestada desde el siglo XIX y debido a la presencia de grandes recursos naturales en el territorio del país, tuvo consecuencias muy negativas para Colombia. El peligro de la influencia estadounidense en Colombia fue enfatizado por Simón Bolívar, el "autor" de la independencia colombiana, cuyas ideas también comparten las FARC-AN. Actualmente, Estados Unidos se esfuerza con todas sus fuerzas para reprimir el movimiento revolucionario colombiano, utilizando la lucha contra la producción de drogas como su principal excusa. Al parecer, con el objetivo de organizar asistencia al gobierno colombiano en la lucha contra el negocio de las drogas, un gran número de militares estadounidenses y especialistas de servicios especiales, incluida la CIA y el FBI, se encuentran en el país. Durante mucho tiempo, las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia tuvieron su propia estación de radio, la Voz de la Resistencia, que se transmitió desde la jungla no solo a Colombia, sino también a Europa. Se llevó a cabo la propaganda radiofónica de las ideas comunistas, se criticó la política de los Estados Unidos y el gobierno colombiano y se transmitieron obras musicales populares en Colombia. 19 Noviembre 2011 Las fuerzas del gobierno colombiano interrumpieron el trabajo de la estación de radio, “cubriendo” el campamento de las FARC en la provincia de Meta.

El ejército de liberación creó a los sacerdotes.

Además de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), enfocadas en el marxismo-leninismo y actuando como el brazo armado del Partido Comunista de Colombia, otras organizaciones radicales de izquierda aparecieron en el país, enfocadas en la lucha partidista armada contra el gobierno pro-estadounidense. En el mismo 1964, como las FARC-AN, se fundó el Ejército de Liberación Nacional de Colombia, con estudiantes colombianos dirigidos por Fabio Vázquez, quien había visitado Cuba y adoptado las ideas del Hevarismo. En contraste con las FARC-AN, los representantes del clero inicialmente desempeñaron un papel importante en las actividades del Ejército de Liberación Nacional. Por extraño que parezca, pero en América Latina, a menudo son los sacerdotes quienes dirigen los movimientos revolucionarios. A veces son los únicos representantes del trabajo intelectual que están en interacción regular con los campesinos, incluso en las áreas más remotas y atrasadas. Por lo tanto, por un lado, los sacerdotes son muy conscientes de la vida y el modo de vida de la población campesina de Colombia, y por otro lado, los campesinos respetan y confían en aquellos sacerdotes que realmente se preocupan por la gente y les desean lo mejor. Durante las primeras etapas de su existencia, el mismo padre Camilo Torres (1929-1966), un profesor universitario que enseñó en el departamento de sociología de la Universidad Nacional de Columbia y que también era un sacerdote católico, luchó en las filas del Ejército de Liberación Nacional. Camilo Torres estuvo a la vanguardia de la "teología de la liberación", que se difundió en Colombia y luego en otros países latinoamericanos, un concepto que combinaba el cristianismo con las ideas marxistas y socialistas.
En el destacamento partidista, Camilo Torres se desempeñó como "oficial político" y médico. Equipó una iglesia en el bosque, donde además de la crucifixión colgaban retratos de Lenin y Castro. Sin embargo, en la primera batalla con la patrulla militar de las fuerzas del gobierno colombiano, el padre Camilo Torres fue asesinado. Pero después de su muerte, otro sacerdote, el padre Manuel Pérez Martínez, se convirtió en miembro activo del Ejército Nacional de Liberación de Colombia. Es él quien es el principal desarrollador de la ideología del Ejército de Liberación Nacional, que es una mezcla de teología de la liberación y hevarismo, incluido el "Fokismo", el concepto de crear "focos revolucionarios" en la jungla. Las instalaciones cristianas de ANO contribuyen a su popularidad entre los fieles campesinos de las provincias colombianas. La lucha armada de la organización autónoma sin fines de lucro se desarrolló paralelamente a la lucha de las FARC. Durante varias décadas, un pequeño grupo armado de unas treinta personas se ha convertido en una poderosa organización partidista, cuya parte principal consiste en que los campesinos se unen a ella bajo la influencia de los sermones de sacerdotes que simpatizan con la "teología de la liberación". Las principales actividades de la organización autónoma sin fines de lucro fueron la confiscación de ciudades y aldeas, la liberación de prisioneros de las cárceles y la expropiación de dinero en bancos, el asesinato de los más odiosos funcionarios encargados de hacer cumplir la ley y los comandantes de las unidades de las fuerzas armadas colombianas. Las actividades de la organización fueron principalmente en el departamento de Santander. Al final de 1990's. el número de ELN fue de 500, es decir, por el grado de influencia que fue muchas veces inferior a las FARC, sin embargo, actuó de manera bastante activa y se distinguió por una posición sin compromisos (fue ANO la que se convirtió en la única organización partidista que no firmó el acuerdo 1984 del año).

Movimiento Ano y 19 de los maoístas

Tres años más tarde que las FARC y la organización autónoma sin fines de lucro, apareció otra gran organización partidista: el Ejército de Liberación Nacional, que se activó en el norte de Colombia y también apoyó a la población rural. En contraste con las FARC y la organización autónoma sin fines de lucro, el Ejército de Liberación Nacional se centró en la ideología maoísta y fue una formación armada del ala pro china del movimiento comunista colombiano, el Partido Marxista-Leninista de Colombia. El Ejército de Liberación Nacional no pudo alcanzar un nivel de actividad comparable al de las FARC-AN e incluso al Ejército de Liberación Nacional de Colombia. En 1999, la organización se disolvió. Otra organización influyente fue el Movimiento 19 de abril (M-19), que se creó en 1974 y lleva el nombre de un evento clave en la vida política del país: la derrota del ex dictador Rojas en la elección presidencial de 19 de abril, 1970. ANO, M-19 nunca se adhirió a las ideas marxistas-leninistas, sino que se centró en una variante radical del bolivarianismo con una mezcla de puntos de vista socialistas. El ex congresista Dr. Carlos Toledo Plata y Jaime Bateman Kayin encabezaron M-19. Carlos Plata, quien dirigió el ala política de la organización y fue responsable de la ideología y la propaganda, murió a manos de militantes progubernamentales. Jaime Kayin murió en un accidente aéreo, luego de lo cual la organización fue encabezada por Carlos Pizarro León Gómez. Inicialmente, el Movimiento 19 de abril estuvo activo principalmente en forma de expropiaciones de bancos, luego cambió a una estrategia de sabotaje y luego lanzó una acción ruidosa de carácter más publicitario: robó las espuelas y la espada de Bolívar de la exposición organizada en su antigua residencia. Por esto, los activistas del Movimiento han demostrado que el régimen colombiano existente no es digno de la memoria del fundador heroico del Estado colombiano. En junio, 1984 M-19 participó en la firma de un acuerdo de armisticio con el gobierno, pero luego reanudó las operaciones. En medio de 1980's. en las filas de M-19, había aproximadamente 2000, mientras que las ramas del Movimiento 19 de abril operaban en casi todas las ciudades del país. El enfoque en la guerra de guerrillas en entornos urbanos fue una de las diferencias clave entre M-19 y FARC y la organización autónoma sin fines de lucro, que realizó operaciones militares principalmente en áreas rurales. En 1990, el Movimiento 19 de abril dejó de existir como organización armada y se legalizó como un partido político, la Alianza Democrática M-19.

Los éxitos de la lucha antipartidista.

Para las organizaciones revolucionarias clandestinas y partidistas colombianas 2000-ies. se han convertido en una época de reducción gradual de oportunidades, aunque tanto las FARC-AN como la organización autónoma sin fines de lucro siguen activas. Luego, en 2002, el hijo de un gran terrateniente asesinado por los combatientes de las FARC-AN, Álvaro Uribe, fue elegido presidente de Colombia. Cuando era gobernador, Uribe pudo casi destruir el movimiento partidista en el territorio que él gobernaba, organizando destacamentos de autodefensa de campesinos controlados por el gobierno. Liderando el país, Uribe concluyó un acuerdo con los Estados Unidos sobre la capacitación de las fuerzas especiales colombianas por instructores militares estadounidenses, después de lo cual aumentó rápidamente la capacidad de combate de las unidades que luchan contra los partisanos y mejoró la coordinación de las acciones conjuntas del ejército, la policía y las unidades de autodefensa campesinas. Éxitos Uribe contribuyó al crecimiento de su popularidad entre la parte conservadora de la población del país. En 2007, las fuerzas gubernamentales cambiaron las tácticas de lucha de los partisanos: ahora las fuerzas especiales y los escuadrones de asalto de helicópteros operaban contra las FARC-AN, la organización autónoma sin fines de lucro y otras formaciones. La efectividad de las acciones de las fuerzas gubernamentales contra los guerrilleros ha aumentado considerablemente, como resultado de lo cual el número de FARC-AN se ha reducido de 17 000 a 9 000. Como resultado de las operaciones de las fuerzas especiales, al menos 100 de los comandantes superiores de las FARC-AN, incluido el comandante del Grupo del Frente del Caribe, el General de Brigada Díaz y el comandante del Frente 16, Thomas Medin, fueron asesinados. Marzo 1 La fuerza aérea colombiana 2008 lanzó un ataque aéreo en el territorio del vecino Ecuador, ya que fue utilizado por las FARC-AN durante mucho tiempo para adaptarse a las instalaciones de entrenamiento. Las autoridades colombianas culparon a los líderes de Ecuador y Venezuela por apoyar a la insurgencia en el país. Como resultado de la redada, los militantes de 17 de las FARC-AN fueron asesinados, incluido Raul Reyes (1948-2008), la segunda persona en la jerarquía de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, responsable de las relaciones internacionales de la organización. El ex líder del sindicato de trabajadores de Nestlé, Raúl Reyes, de joven, pasó a la clandestinidad y ocupó cargos directivos en el liderazgo de las FARC-AN. Incluso fue considerado como el sucesor de Manuel Marulanda como comandante en jefe de las FARC-AN. Tres semanas después de la muerte del Comandante Raúl Reyes, FARC-AN sufrió un nuevo golpe: 26 de marzo 2008 Manuel Maroulanda murió de un infarto de miocardio (1930-2008): un revolucionario de 77, durante los últimos 60 años de su vida, participó en un partido y estar en una posición ilegal.

- Alfonso Cano

Después de su muerte, el puesto de Comandante en Jefe de las FARC-AN fue ocupado por el Comandante Alfonso Cano (1948-2011, su nombre real es Guillermo Leon Saenz Vargas). En su juventud, Alfonso Cano estudió en la facultad de derecho de la universidad, y después de graduarse, casi de inmediato se unió a las FARC-AN y se escondió. Fue él quien ocupó los cimientos de la creación del Partido Comunista Subterráneo de Colombia, el ala política de las FARC-AN. Después de que Kano reemplazara al fallecido Maruland al frente de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, el gobierno colombiano comenzó una persecución intensificada del nuevo líder partidista. Cerca de 4 se enviaron a miles de soldados y oficiales de las fuerzas del gobierno para atrapar al propio Kano, y se le prometió una gran recompensa a su jefe: 4 millones de dólares por información que permita determinar la ubicación del comandante en jefe de las FARC-AN. Tales medidas finalmente llevaron al resultado deseado, como resultado de la operación especial "Odyssey" 4 en noviembre 2011. Alfonso Cano fue asesinado en las montañas colombianas, y varios partisanos de alto rango, incluido el jefe de seguridad de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, cayeron en manos de las tropas gubernamentales.

La muerte de Alfonso Kano hizo que el liderazgo de las FARC-AN reconsiderara su actitud hacia su propia seguridad. Timoleon Jimenez (se le conoce por el apodo de "Timoshenko") fue nombrado nuevo comandante en jefe de las FARC-AN y se encuentra actualmente en esta posición. Timoleon Jimenez es un seudónimo revolucionario, el verdadero nombre del Comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, Rodrigo Londogno Echeverri. Nació en 1959 en el departamento colombiano de Quindío, y después de graduarse de la escuela, fue a obtener un título de médico en cardiología en la Unión Soviética y luego a Cuba. Jiménez pasó entrenamiento militar en Yugoslavia, y en marzo 1982 se unió a FARC-AN y rápidamente hizo su carrera allí, ganándose el respeto universal entre los guerrilleros como un guerrero duro e intrépido. Ya en 1986. Jimenez, de 27, fue en realidad la quinta persona en la jerarquía de mando de las FARC-AN, se unió a la secretaría de la guerrilla. Fue él quien dirigió las actividades de los partidarios en el departamento de Norte de Santander. Los Estados Unidos de América acusan a Jiménez de organizar el negocio de las drogas en Colombia y a las autoridades colombianas de secuestro, asesinato y levantamiento. En mayo, una corte colombiana en 2006 sentenció a Jiménez en ausencia a 40 años de prisión por asesinato y secuestro. El Departamento de Estado de los Estados Unidos, Jiménez, está acusado de organizar la producción y el tráfico de cocaína, y para obtener información sobre su paradero, el gobierno de los Estados Unidos está preparado para pagar una recompensa de 5 millones de dólares. Mientras tanto, fue Timoleón Jiménez quien se convirtió en el primer líder de las FARC-AN, quien habló a favor de las negociaciones pacíficas con las autoridades de Colombia y estuvo incluso listo para discutir el desarrollo de una economía de mercado y la democracia política en Colombia.


- Comandante en jefe interino de las FARC-AN, el general Timoleon Jimenez ("Timoshenko")

Negociaciones, ¿una oportunidad para la paz?

En 2012, el liderazgo colombiano inició negociaciones de paz con el comando de las FARC-AN. 23 Septiembre 2015 El Presidente de Colombia, Juan Manuel Santos y el Comandante en Jefe de las FARC-AN Timoleon Jimenez se reunieron en La Habana, donde, con la mediación del Presidente cubano Raúl Castro, firmaron un acuerdo sobre el calendario de los acuerdos de paz. De acuerdo con este acuerdo, a fines de noviembre 2015, el proceso de poner armas y luchadores de desmovilización de las FARC-AN. A su vez, el gobierno considerará el tema de la amnistía para los partidarios de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia. En 2013, el gobierno colombiano inició negociaciones con el comando del Ejército de Liberación Nacional de Colombia, cuyas fuerzas armadas ahora incluyen al menos militantes de 3000. El gobierno colombiano inició negociaciones con una organización autónoma sin fines de lucro luego de que los militantes liberaron a un geólogo canadiense que había sido capturado como rehén durante siete meses. En marzo, 2015, el ANO, liberó a cuatro geólogos retenidos como rehenes desde febrero de 2015. Los geólogos liberados fueron transferidos al personal de la misión de la Cruz Roja en la provincia de Norte de Santander. Las negociaciones con la organización autónoma sin fines de lucro continuaron hasta que 2015, sin embargo, paralelamente, las fuerzas del gobierno llevaron a cabo operaciones militares contra los destacamentos partidistas del Ejército de Liberación Nacional. 14 Junio ​​2015 Los medios de comunicación mundiales informaron que, como resultado de una operación especial de las fuerzas del gobierno colombiano, el jefe del ANO, José Amin Hernández Manrique, conocido como "Marcos" o "Markithos", fue asesinado. Recientemente, las fuerzas bajo su mando actuaron en el oeste de Colombia. A principios de octubre, 2015, las autoridades colombianas informaron la liquidación del famoso comandante partidista y, según informes de los medios de comunicación gubernamentales, el narcotraficante Viktor Navarro. Hasta el final de 1990's. Victor Navarro actuó como parte del Ejército Maoísta de Liberación Nacional de Colombia, pero después de su autodisolución, se negó a dejar las armas y continuó resistiendo al frente de su propio escuadrón. Los guerrilleros lo llamaron "Megateo", y él mismo afirmó que estaba recaudando un impuesto sobre el comercio de cocaína para financiar la "guerra popular" contra el gobierno colombiano.

Cabe señalar que Colombia es un país de guerra de guerrillas eterna. Hay algo en común con Colombia y Afganistán: estos países, donde la guerra continua, también son los mayores exportadores de drogas. Tanto allí como allí operan los contingentes militares estadounidenses, los servicios especiales estadounidenses son muy activos. Es claro que sin un "impuesto revolucionario" impuesto a los productores y comerciantes de cocaína, las guerrillas revolucionarias colombianas no hubieran podido financiar sus actividades, pero después de todo, las fuerzas conservadoras de derecha, que expresan los intereses de los Estados Unidos, también reciben una parte significativa de los beneficios del narcotráfico. No es casual que cuando los destacamentos de las FARC-AN y la mafia de la droga dividieron las "esferas de influencia", las fuerzas del gobierno colombiano, entrenadas y dirigidas por asesores militares estadounidenses, se pusieran del lado de este último. Estados Unidos considera a Colombia como un puesto de avanzada de su influencia en América Latina y una base militar para el despliegue de unidades estadounidenses. Los Estados Unidos le brindan a Colombia una asistencia militar colosal (el país ocupa el tercer lugar en la lista de países que gozan del apoyo de la defensa de los Estados Unidos) después de Egipto e Israel. De hecho, son los Estados Unidos los responsables de financiar, armar y entrenar a las unidades del ejército y la policía colombianos, que cuestan miles de millones de dólares al presupuesto de los Estados Unidos. A pesar del colapso de la Unión Soviética y el campo socialista en Europa del Este en 1991, en América Latina, las ideas socialistas y revolucionarias siguen siendo muy populares, lo que no puede dejar de asustar al liderazgo estadounidense. Las fuerzas de izquierda están en el poder en Cuba, Nicaragua, Venezuela, Bolivia, los izquierdistas ganan las elecciones en Ecuador, Brasil y Uruguay. En este contexto, Colombia sigue siendo el aliado político-militar más confiable de los Estados Unidos, por lo que el liderazgo estadounidense está listo para brindar asistencia militar integral a las fuerzas armadas colombianas. Sin embargo, en Colombia, en comparación con otros países latinoamericanos, funciona uno de los regímenes más estrictos en relación con la oposición, y el bienestar económico de la población deja mucho que desear. Aunque el país cuenta con enormes recursos naturales, una parte significativa de la población vive en la pobreza. Por debajo de la línea de pobreza vive al menos la mitad de la población colombiana. Regiones enteras del país no están controladas por el gobierno central, mientras que los cárteles de la droga y los grupos criminales desempeñan el papel de “control de la sombra” en estos territorios. La inestabilidad política, los conflictos armados, el narcotráfico son factores destructivos para el desarrollo del país, impiden el desarrollo de la economía y la infraestructura, atraen inversiones extranjeras en la economía y mejoran los niveles de vida de la población local.
autor:
Fotos utilizadas:
www.krugosvet.ru, eldia.com.do, sputniknews.com, world.fedpress.ru, http://news.bigmir.net/
Ctrl enter

Notó un error Resalta texto y presiona. Ctrl + Enter

11 comentarios
información
Estimado lector, para dejar comentarios sobre la publicación, usted debe para registrarse.

Уже зарегистрированы? iniciar la sesión

  1. parusnik 19 de octubre 2015 07: 39 nuevo
    • 3
    • 0
    +3
    Gracias, Ilya, hace mucho que he dejado de seguir a los partidarios de América Latina, y aquí hay material ...
    1. loca 21 de octubre 2015 02: 19 nuevo
      • 1
      • 0
      +1
      Soy mucho nasilil, pero la esencia es importante: el gobierno de Colombia es títere, actúa como consecuencia de los Estados Unidos, y estos partidarios claramente están luchando por su país contra el gobierno corrupto. Les deseamos buena suerte, aunque con tanta proximidad a los Estados Unidos será muy difícil.
  2. Wrongle 19 de octubre 2015 07: 47 nuevo
    • 3
    • 0
    +3
    Bueno, gracias por recordar otra dirección más en el movimiento antiamericano del continente sudamericano. No son hombres blancos y esponjosos, pero disfrutan del apoyo de una parte importante de la población. Por lo tanto, si Moscú quiere usarlos en sus intereses, solo hay una salida: buscar la retirada de estos partidarios del subsuelo, convertirse en una fuerza política legal y evitar que sus oponentes conduzcan a los partisanos a la selva. Esto significa una completa amnistía por parte de Bogotá oficial, apoyo financiero, político e informativo. Sin todo esto, no pueden hacer nada, es poco probable que sus líderes aprendan una nueva retórica, y la experiencia práctica no lo permitirá. Pero convertirlos en una verdadera fuerza política todavía es posible, aunque con cautela. La parte más difícil en este asunto es convencer a los líderes pro-estadounidenses y antiamericanos de Colombia de que no lograrán nada por medios militares, que necesitan trabajar en el campo constitucional. Si esto se puede hacer, estoy seguro de que en unos años los colombianos mismos elegirán aliados maravillosos para la Federación Rusa. Es cierto que habrá dificultades con el enemigo externo de tal giro de los acontecimientos (EE. UU.). Bueno, sí, y esto está resuelto. Después de todo, Castro y Chávez lo hicieron, así que comenzaremos la propaganda con sus elogios.
  3. anfreezer 19 de octubre 2015 08: 56 nuevo
    • 0
    • 0
    0
    ¡Gracias por el artículo! Muy interesante..
  4. Cap.Morgan 19 de octubre 2015 08: 57 nuevo
    • 2
    • 0
    +2
    América Latina todavía se mostrará.
    Por alguna razón, estaban haciendo algo incomprensible allí a lo largo del siglo XX, por lo que ahora es el momento para que los tigres latinoamericanos en los Estados Unidos entren a la arena.
  5. _KM_ 19 de octubre 2015 10: 37 nuevo
    • 2
    • 0
    +2
    Como todos saben, el país es rico en recursos naturales y la gente vive en la pobreza ...
  6. partidario del mal 19 de octubre 2015 11: 00 nuevo
    • 1
    • 0
    +1
    Curiosamente: entre estos partidarios hay moderados? qué...  solicitar ¿No? ¿Y si nos encontramos? guiño
  7. fa2998 19 de octubre 2015 11: 43 nuevo
    • 1
    • 0
    +1
    Creo que las "guerrillas colombianas" —cualquiera que se llamaran bellamente - esta es la tapadera de un cartel de drogas! Incluso mañana, las autoridades centrales de Colombia ofrecerán condiciones fabulosas para una tregua - esto es una guerra por mucho tiempo - ¡COCAIN A PRECIO! Claramente después de la guerra, el gobierno pone las cosas en orden en este momento se rebela y destruye la coca. ¡Esto es PROBLEMA! Esta es una guerra por el control del territorio, en el país hay áreas enteras donde el poder no ha estado durante décadas. hi
  8. ivanovbg 19 de octubre 2015 12: 06 nuevo
    • 1
    • 0
    +1
    Staty muy interesante e informativo. Coroneles, frentes de mando, eso es genial. Si no me equivoco, hay frentes 64 en Colombia.
  9. Sling 19 de octubre 2015 14: 35 nuevo
    • 2
    • 0
    +2
    Informativo. Gracias Ilya por "ampliar los horizontes" hi
  10. Olegovi4 19 de octubre 2015 15: 01 nuevo
    • 0
    • 0
    0
    Definitivamente una ventaja!
  11. IAlex 19 de octubre 2015 16: 49 nuevo
    • 2
    • 0
    +2
    Recuerdo que hace medio año, el gobierno colombiano prometió organizar el infierno de la Federación de Rusia si pone aviones en Venezuela. Bueno, y cómo está el infierno, ¿alguien lo sabe?