Military Review

Submarino de misiles submarinos P-10

2
A mediados de los años cincuenta, los diseñadores soviéticos comenzaron a desarrollar varios nuevos misiles de crucero para la marina. flota. A finales de la década, los submarinos adoptaron el cohete P-5, creado en OKB-52. En el futuro, se crearon varios nuevos sistemas de misiles sobre su base. Paralelamente al P-5, se desarrolló el producto P-10, que debía competir con él. Durante las pruebas, el cohete P-5 mostró características más altas, después de lo cual fue adoptado. El proyecto P-10 se cerró, pero se mantuvo en historias Tecnología de cohetes domésticos.


En 1954, se decidió crear nuevos proyectiles (misiles de crucero) para armar submarinos prometedores. Me gusta оружие destinado a derrotar a los objetivos costeros y de superficie con coordenadas previamente conocidas. De acuerdo con la decisión del Consejo de Ministros, que determinó los requisitos para nuevas armas, comenzó el desarrollo de dos proyectos. OKB-52 bajo la dirección de V.N. Chelomey participó en el cohete P-5 y en OKB-49, encabezado por G.M. Beriev, se comenzó a trabajar en el proyecto P-10.

El objetivo de los dos proyectos era crear un nuevo misil guiado con un alcance de al menos 300 km, capaz de entregar una ojiva especial o altamente explosiva al objetivo del área. Se suponía que el posible cohete era la principal arma de ataque de los submarinos de un nuevo tipo. A este respecto, era necesario desarrollar no solo un cohete, sino también sistemas para su almacenamiento y lanzamiento desde un submarino.

Submarino de misiles submarinos P-10
Cohete P-10 en el lanzador, montado en el submarino B-64. Otoño 1957. Foto por Youroker.livejournal.com


El desarrollo del proyecto P-10 se asoció con dificultades significativas. Antes de recibir el pedido correspondiente, OKB-49 solo se comprometió aviación tecnología y sistemas de cohetes nunca diseñados. Como resultado, los especialistas de KB G.M. Beriev necesitaba ayuda. Para estudiar nuevas tecnologías, la oficina recurrió a sus colegas en busca de ayuda. Varios especialistas de OKB-49 realizaron viajes de negocios a otras organizaciones involucradas en el desarrollo de misiles de crucero. El desarrollo de la experiencia de otras personas nos permitió resolver los principales problemas de diseño y completar con éxito el diseño de un nuevo sistema de misiles.

El misil P-10 fue diseñado para armar submarinos, lo que afectó su diseño. Se suponía que el producto tenía dimensiones mínimas, lo que permitía su transporte en un contenedor de transporte submarino. Para cumplir con estos requisitos, se decidió utilizar el diseño adecuado del cohete, así como un ala plegable. Con tales soluciones, las dimensiones transversales del producto en la posición de transporte podrían reducirse aproximadamente a la mitad con respecto a la configuración de vuelo. Cabe señalar que se implementaron ideas similares en el proyecto P-5, sin embargo, se utilizaron otros mecanismos de apertura de alas, métodos de lanzamiento, etc.

El misil de crucero del nuevo modelo recibió un gran fuselaje de elongación de forma compleja. Provisto de un carenado de cabeza puntiaguda, que pasa a una unidad de fuselaje cilíndrica. En la parte media del fuselaje, la parte inferior se elevó, reduciendo la altura de la estructura frente a la toma de aire. En la parte trasera del cohete había un turborreactor de propulsión, cuya boquilla se descargó a través de la sección trasera del fuselaje.

En la parte media del fuselaje, se propuso montar el ala media de un barrido grande. El ala consistía en una sección central fija relativamente estrecha y consolas plegables. En la posición de transporte, las consolas deberían haberse plegado hacia arriba, después de lo cual la envoltura transversal estaba limitada solo por la cola y los motores de arranque. En la parte trasera del fuselaje, se propuso montar la flecha-quilla y la cola horizontal con una marcada V transversal. En el ala, el estabilizador y la quilla, timones y alerones se proporcionaron para el control durante el vuelo. Debajo del estabilizador, a los lados del compartimiento del motor, había montajes para dos motores de arranque, hechos en forma de bloques cilíndricos con boquillas en los extremos de la cola.

La central eléctrica del cohete P-10 consistiría en dos componentes principales. Para la aceleración inicial, la velocidad establecida y la altitud, se propuso utilizar dos motores de arranque de combustible sólido PRD-26. Después de la producción de combustible, estos productos deberían haberse reiniciado. Para el vuelo en la parte principal de la trayectoria, se desarrolló un nuevo motor de propulsión turborreactor. En colaboración con OKB-300, OKB-49 creó una modificación de recursos cortos del motor RD-9B con la designación KRD-9. Este producto podría desarrollar una tracción de hasta 2500 kgf, y reducir la vida útil de la estructura a los valores mínimos permitidos hizo posible simplificar y reducir el costo de producción.

Debido a la falta de alternativas y debido a las peculiaridades de la especificación inicial de los misiles P-5 y P-10, debían estar equipados con sistemas de guía inercial capaces de asegurar el vuelo del misil al punto especificado, pero sin la capacidad de buscar el objetivo y dirigirlo. Por lo tanto, el cohete P-10 recibió un piloto automático con un altímetro y un conjunto de otros equipos. Antes del lanzamiento, la tripulación de la aerolínea submarina debía memorizar el piloto de vuelo en el piloto automático, después de lo cual él mismo podría llevar el cohete a un punto determinado con una precisión aceptable.

El nuevo cohete podía llevar unidades de combate especiales y de alto explosivo. Dependiendo de la situación táctica y la misión de combate recibida, el submarino podría destruir el objetivo con la ayuda de varios quintales de explosivos o con el uso de un objeto RDS-4 con una potencia de 30 kt. Dichos equipos de combate permitieron infligir un daño notable no solo en objetivos individuales, sino también en grupos de barcos enemigos.

El cohete de desarrollo acabado OKB-49 tenía una longitud de 11,125 my un tramo de ala de 3740 mm (desplegado). La altura total del producto fue igual a 1,7 m. Debido al ala plegable, la sección transversal del cohete se pudo reducir aproximadamente a la mitad, sin embargo, no se proporcionaron otros medios para reducir las dimensiones en la posición de transporte. Por lo tanto, el cohete P-10 requería el uso de un contenedor de transporte relativamente grande.


Proyecciones del cohete P-10. Figura Shirokorad AB "Armas de la flota nacional. 1945-2000"


Se propuso lanzar un misil prometedor utilizando un lanzador relativamente complejo, que incluye un contenedor de transporte, guías y otros dispositivos. La unidad principal responsable de almacenar todos los demás artículos era un contenedor cilíndrico de las dimensiones deseadas. Se propuso que el contenedor se fijara en el resistente casco del portador submarino. El extremo posterior del contenedor se cerró con una tapa móvil. Detrás del contenedor en un cuerpo ligero, deben montarse rieles especiales para mover el lanzador.

En los rieles equipados con bastidores dentados, un carro especial con soportes y guías para el cohete tuvo que moverse. Para mover el camión tenía un motor eléctrico con control remoto desde la consola en la estación de control del complejo de misiles. En preparación para la campaña del submarino, el cohete P-10 debía fijarse en el carro. Los carriles constaban de dos partes, los llamados. Marco intermedio y de inicio.

Cabe recordar que en el proyecto P-5, los especialistas de OKB-52 lograron resolver una serie de tareas críticas y garantizar un lanzamiento del cohete relativamente rápido y fácil. Flotando hacia la superficie, el transportista tuvo que levantar el contenedor del cohete a un pequeño ángulo de inicio y abrir sus tapas. Después del comando de lanzamiento, el cohete encendió los motores de pólvora y salió del contenedor, moviéndose a lo largo de guías cortas de "cero". Inmediatamente después de dejar el contenedor, las máquinas automáticas tuvieron que abrir y arreglar el ala. La creación de los sistemas requeridos, como la divulgación automática del ala, tomó mucho tiempo, pero tales principios, que se han mostrado bien en la práctica, todavía se utilizan activamente en el campo de las armas de cohete.

El lanzamiento del cohete P-10 debía verse diferente. Después del ascenso, se suponía que el submarino abría una sola tapa del contenedor de transporte y sacaba el carro del cohete (la cola hacia adelante). Moviéndose a la popa, el carro sobre rieles sacó el cohete del contenedor. En este momento, un comando separado de la consola llevó a cabo la apertura automática del ala. En la posición más trasera, el carro tenía que conducir sobre los rieles del bastidor de lanzamiento, equipado con su propio sistema hidráulico. La tarea de este último fue levantar el cuadro, los carros y los cohetes en el ángulo de inicio 20,5 °. Después de levantar el bastidor se fijó con puntales.

Según los informes, el equipo para controlar el sistema de misiles instalado en el portador tenía una característica interesante. Todas las operaciones para prepararse para el lanzamiento del cohete deberían haberse realizado automáticamente después de presionar solo un botón. Una vez completadas todas las operaciones, el complejo estaba completamente listo para presionar otro botón: era responsable de lanzar el cohete y atacar al objetivo.

Al recibir el comando de la consola, el cohete debía encender el motor principal del turborreactor y llevarlo a la máxima velocidad. El lanzamiento se realizó arrancando simultáneamente dos motores en polvo. Con su ayuda, el cohete descendió de las guías cortas, pasó por encima de la cubierta del submarino y comenzó su vuelo. Después de que se desarrolló la carga, se propuso que se lanzaran los propulsores, y se realizaría un vuelo adicional utilizando el propio motor del cohete.

Las características de la central eléctrica, el combustible, el piloto automático y la aerodinámica permitieron volar a una distancia de 600 km. El vuelo se podría realizar en altitudes de 200 a 400 m. Debido a la falta de precisión en la guía de inercia y la falta de instrumentos para buscar un objetivo en el rango máximo, el cohete podría impactar solo en áreas de tamaño relativamente grande.

En la primera mitad de 1956, se hicieron varios modelos del cohete P-10, los cuales fueron diseñados para usarse en las pruebas de vuelo de la primera etapa. Desde un misil de combate de pleno derecho, productos similares diferían en el conjunto de equipos y diseño. Además del simulador de peso de la ojiva, las maquetas recibieron un diseño de fuselaje simplificado. Así, en lugar de una serie de piezas metálicas se utilizaron de madera. Además, las maquetas tenían una composición simplificada del equipo a bordo, ya que estaban destinadas a realizar pruebas de lanzamiento y verificar el funcionamiento de los sistemas de lanzamiento.


El lanzador del cohete P-10 en el submarino del proyecto P611. Figura Shirokorad AB "Espada de fuego de la flota rusa"


Las primeras pruebas comenzaron en julio 21 1956, uno de los polígonos de Crimea. 21, 25 y 27 de julio se realizaron tres lanzamientos desde la instalación en tierra, durante los cuales se verificó el funcionamiento de los motores de arranque y sus mecanismos de reinicio. Los propios modelos, respectivamente, cayeron a cierta distancia del lanzador. Los productos de PRD-26 y el equipo relacionado se han mostrado bien, lo que hizo posible continuar trabajando en el proyecto.

Las pruebas de la segunda etapa se llevaron a cabo en el sitio de prueba de Kapustin Yar utilizando un soporte giratorio, construido sobre la base del contenedor CM-49 para el cohete P-5. El producto original se complementó con un conjunto de rieles, sistema hidráulico de ascensores, un carro de transporte, etc. Desde 11 March hasta 17 May 1957, este sistema realizó cinco lanzamientos de cohetes. Durante los tres primeros lanzamientos, el puesto estaba parado, y en los últimos dos imitaba la tirada de lanzamiento del portador submarino. Durante estos lanzamientos, fue posible llevar el rango de vuelo a 120 km. En este caso, la velocidad de vuelo fue notablemente menor que la calculada. El proyecto preveía un vuelo con una velocidad máxima de hasta 360 m / s, mientras que los productos experimentales desarrollaron solo 320-350 m / s. Se requirieron algunas modificaciones de la central eléctrica y los sistemas de control.

Uno de los cinco prototipos probados en el sitio de prueba de Kapustin Yar se perdió como resultado del accidente. Después de abandonar los rieles de lanzamiento, uno de los motores de arranque no se separó, debido a lo cual el producto perdió estabilidad y cayó a un par de kilómetros del lanzador. Otros cuatro misiles en general cumplieron con las tareas y mostraron una operación sin problemas del equipo, aunque no pudieron confirmar las características de vuelo calculadas.

Las siguientes comprobaciones del nuevo sistema de misiles se realizarían con la ayuda de un submarino especialmente convertido. Los preparativos para esto comenzaron a mediados de 1955. De acuerdo con la resolución del Consejo de Ministros, TsKB-18 comenzó el desarrollo del proyecto del submarino P611. El propósito de este proyecto fue reequipar el submarino del proyecto 611 con la instalación de sistemas de lanzamiento y otros instrumentos para el uso del cohete P-10. Se asumieron cambios mínimos en el diseño, lo que hizo posible construir un barco de prueba sobre la base del submarino de perforación existente.

En agosto, 1955 del año fue el inicio del desarrollo del proyecto 642. Dicho submarino, basado en el diseño de la tecnología existente, debía llevar dos misiles P-10. El trabajo en este proyecto duró aproximadamente un año. En agosto, 56-th, se decidió abandonar el submarino similar. El proyecto está cerrado. También a partir de abril 1956, se creó el proyecto 646, una de las variantes de las cuales significó el armado del submarino con dos misiles P-10. La segunda versión del proyecto fue usar cuatro contenedores con productos П-5.

Al final de la primavera, 1956, el nuevo proyecto P611 fue aprobado por la gerencia. Se refería al reequipamiento del submarino existente del proyecto 611 con el desmantelamiento de equipos de alimentación para cargar torpedos y armas de artillería, así como con la reducción de las reservas de combustible y agua dulce. Después de eliminar todas las unidades "extra" en la popa del submarino, el contenedor y otros dispositivos fueron conectados para el uso de misiles P-10.

Después de la aprobación del proyecto P611, se eligió un potencial portador de los nuevos misiles, que se convirtió en el submarino diesel-eléctrico B-64. La enviaron a la planta número 402 (Severodvinsk), donde se realizaron todos los trabajos de renovación necesarios de acuerdo con el proyecto actualizado. En medio de 1957, el submarino B-64 estaba listo para participar en las pruebas de misiles. Después de volver a trabajar, el submarino se diferenció de los otros barcos de su proyecto en presencia de un gran contenedor detrás de la cabina y rieles para el carro. Además, nuevos paneles de control para el complejo de misiles aparecieron en el puesto central.

23 Septiembre 1957, el submarino B-64, que se encuentra en el campo de pruebas en el Mar Blanco, lanzó por primera vez el misil P-10. Durante la puesta en marcha, el operador se movió a una velocidad de nodos 7, la emoción no excedió la puntuación 1-2. El lanzamiento fue exitoso, pero después de 70, después de que comenzó el vuelo, comenzaron los problemas con la operación de algunos sistemas de cohetes. Un minuto y medio después del inicio, el sistema hidráulico finalmente falló y, como resultado, el piloto automático perdió el control del cohete. Después de 15 desde entonces, el cohete P-10 cayó al mar, volando un total de 30 km.


Uno de los lanzamientos de prueba de la caída 1957 del año. Foto Militaryrussia.ru


28 septiembre tuvo lugar el segundo lanzamiento. Esta vez el cohete pudo volar casi 200 km, pero no alcanzó el objetivo convencional. En el camino del cohete que volaba a una altura inferior a 200 m, hubo un montículo. El cohete se estrelló contra un obstáculo y se derrumbó. El tercer lanzamiento de octubre 17 pasó sin colisión con obstáculos imprevistos, pero no terminó con una derrota condicional del objetivo. Debido a problemas con el motor, la velocidad de vuelo no excedió 320 m / s, lo que resultó en una producción prematura de combustible. El cohete cayó en 240 km desde el punto de partida.

31 de octubre se observó en condiciones climáticas difíciles: viento a 17 m / sy aumento de puntos de 6. A pesar de esto, el cuarto prototipo de cohete lanzado por el submarino B-64 voló hacia el objetivo convencional y lo golpeó. La finalización exitosa de la primera etapa de prueba en un submarino permitió continuar los controles y comenzar los preparativos para las pruebas estatales, como resultado de lo cual el sistema de misiles podría contar con la puesta en servicio.

La prueba del misil P-10 en el submarino B-64 está relacionada con una interesante historia descrita por el participante del proyecto A.G. Bogatyrev. Durante uno de los lanzamientos de prueba a bordo del submarino, no solo la tripulación y los representantes de la oficina de diseño, sino también el comandante de la Flota del Norte, el Almirante A.T. Chabanenko. Después de anunciar la preparación de veinte minutos para el lanzamiento, el almirante ordenó al comandante del barco que fuera al puesto central e informara que toda la tripulación estaba dentro de un casco fuerte. El comandante, pensando que el almirante también había regresado al submarino, dio la orden de cerrar la escotilla de entrada.

Después del lanzamiento, la tripulación descubrió que todo este tiempo el comandante de la Flota del Norte estaba en la cubierta del submarino. Sin embargo, accidentalmente olvidado fuera del barco A.T. Chabanenko se mostró satisfecho con el lanzamiento. Además, aprovechando el momento, realizó un pequeño experimento: colocó un sombrero en la cubierta, preguntándose si sería arrancado arrancando los motores. Además, el almirante tomó precauciones escondiéndose detrás de la timonera. A pesar del testimonio de los evaluadores, el almirante estaba completamente satisfecho con el lanzamiento.

El cohete P-10 tenía perspectivas notables, pero no alcanzó la operación completa de la flota. El proyecto P-10 se adelantó al P-5 en términos de plazos, pero al mismo tiempo se retrasó en otras características, principalmente en sus características. Entonces, el cohete P-5 diseñado por V.N. Chelomey, con datos de vuelo similares, era un poco más pequeña, más ligera y también comenzó desde el contenedor de envío. La última característica del cohete permitió reducir bruscamente el tiempo durante el cual el submarino debía permanecer en la superficie. Como resultado, el P-5 fue de mucho más interés para la Armada que el P-10.

De acuerdo con los resultados de las pruebas, se tomó una decisión sobre el futuro destino de los dos proyectos. 31 diciembre 1957 año El Consejo de Ministros decidió dejar de trabajar en el cohete P-10 y continuar el desarrollo del proyecto P-5. Poco después, el submarino B-64 se dirigió nuevamente a la reestructuración del proyecto original 611, y se canceló el desarrollo adicional de los transportistas P-10. Unos años después de que se cerró el proyecto P-10, el cohete P-5 se puso en servicio y más tarde se convirtió en el arma de ataque principal de varias docenas de submarinos de varios proyectos. Además, en base a ello, se desarrollaron nuevos misiles y sistemas de misiles. El proyecto P-10 en cierta etapa se convirtió en la base del prometedor hidroavión supersónico P-10B; sin embargo, debido al rechazo de un mayor desarrollo del proyecto, se suspendió el trabajo. En el futuro, los desarrollos en el proyecto de perspectiva P-10 resultaron no reclamados.


Residencia en:
http://testpilot.ru/
http://arsenal-info.ru/
http://submarine.itishistory.ru/
http://epizodsspace.airbase.ru/
http://mydocx.ru/
Shirokorad A.B. Armas de la flota doméstica. 1945-2000. - Mn.: Cosecha, 2001.
Shirokorad A.B. Espada de fuego de la flota rusa. - M .: Eksmo, 2004.
autor:
2 comentarios
información
Estimado lector, para dejar comentarios sobre la publicación, usted debe login.
  1. Megatron
    Megatron Abril 15 2016 04: 41
    0
    Gracias. Un artículo interesante, no he escuchado sobre esto.
    1. Gerifalte
      Gerifalte Abril 22 2016 16: 44
      +1
      Aquí fue un tiempo de creatividad y desarrollo científico. Debemos estar orgullosos de esta reserva, y volar por delante.