Military Review

Sobre la "Primavera de Praga" 1968 del año

20
Anatomia de invasion
Después del colapso de la "comunidad socialista" y del cambio pacífico del sistema social en los países de Europa del Este, y luego del colapso de la Unión Soviética, muchos fenómenos en nuestro pasado histórico reciente son reevaluados, los enfoques de sus puntos clave cambian. Además de las necesidades políticas e ideológicas, se manifiestan durante cualquier ruptura de las relaciones públicas y el cambio de directrices, cuando se reescriben a menudo. historiaTambién hay una base documental más objetiva para conclusiones integrales, ya que los archivos de los antiguos partidos gobernantes y las autoridades superiores están abiertos para los académicos y el público.


Sobre la "Primavera de Praga" 1968 del año


Como resultado, nuestras ideas sobre muchos eventos importantes en el ámbito de la política nacional y exterior de la Unión Soviética, la naturaleza de las relaciones con los aliados del Pacto de Varsovia, crisis que han sacudido repetidamente los cimientos del edificio socialista mundial aparentemente inquebrantable, la confrontación de dos Bloques político-militares.

Durante sus visitas a países de Europa del Este en 1992-1993. El presidente ruso Boris Yeltsin hizo evaluaciones políticas de acciones tan ilegales de la URSS como la represión armada del levantamiento en Hungría en 1956 y la intervención en Checoslovaquia en 1968. Hubo una exhibición de fuegos artificiales de numerosas publicaciones de documentos y materiales previamente guardados detrás de "siete sellos" - antes Todos en Rusia, pero nuestros vecinos también tienen las condiciones para el análisis y el trabajo de investigación, ya que todavía hay muchas preguntas para los historiadores.

En la historia del socialismo mundial, la "Primavera de Praga" de 1968 ocupa un lugar especial. Las estimaciones de este fenómeno histórico en un tiempo relativamente corto, veintiún años, han cambiado dramáticamente, de la "contrarrevolución progresiva" a la revolución democrática pacífica. La paradoja desde el principio fue que el proceso de reforma iniciado por los comunistas, el gobernante Partido Comunista de Checoslovaquia en el país y con el apoyo entusiasta de las grandes masas de la población, fue pronto, después de 8 meses, suprimido por la fuerza militar también por los comunistas en el poder en los aliados vecinos de Checoslovaquia. según el pacto de Varsovia. Las ideas de la Primavera de Praga parecen estar aplastadas por tanques y olvidadas, pero resultó que influyeron en gran medida en el nacimiento, ya en una nueva ronda de la historia, de las ideas de movimientos de masas y revoluciones antitotalitarias que condujeron a fines de los años 80 a un cambio pacífico del sistema social en los antiguos países socialistas.

¿Qué es "Primavera de Praga"? ¿Revolución o contrarrevolución, conspiración de fuerzas internas y externas, tratando de "arrancar" a Checoslovaquia del campo socialista, intento cosmético de reformas pro-socialistas o un proceso profundo posterior a la reforma con consecuencias impredecibles?

En cualquier caso, no fue una contrarrevolución o algún tipo de conspiración siniestra de fuerzas reaccionarias de la derecha que planeó cambiar el estado y el sistema social en Checoslovaquia. Difícilmente es posible hablar de un intento serio de fuerzas externas, por ejemplo, los estados miembros de la OTAN de usar los procesos sociales turbulentos en Checoslovaquia en 1968 para separar a este país del campo socialista o de la comunidad, aunque en general su propaganda hizo estragos. del socialismo.

En 1968, en Checoslovaquia, durante la "Primavera de Praga", se trataba principalmente del proceso social interno, cuyo objetivo era democratizar el régimen, la libertad de prensa, las reformas económicas, principalmente de mercado y la protección de la independencia nacional.

En su esencia, la Primavera de Praga fue un movimiento social de amplias masas checas y eslovacas, miembros del Partido Comunista de la Unión Soviética, no partidarios, madurados en las profundidades del sistema socialista, aquejados de enfermedades graves, pérdida de impulso y sus ventajas, incapaces de superar las consecuencias del estalinismo. De hecho, el movimiento de renovación y reforma fue iniciado dentro del Partido Comunista de Checoslovaquia por líderes y grupos de la elite nomenklatura e intelectuales pro-socialistas. Los líderes más visionarios de la gestión de partidos, si usamos los clichés actuales, vieron una crisis del sistema de poder y control de la sociedad y buscaban una salida sobre la base de los logros modernos del pensamiento social. En general, se trataba de mejorar el socialismo, de su resurgimiento.

Las reflexiones de los reformadores reflejaron las lecciones de desarrollo de Checoslovaquia después de 1948, es decir, la agonía de construir el socialismo según el modelo estalinista, la experiencia trágica de los levantamientos populares en 1953 en la RDA y en 1956 en Hungría, suprimida por la fuerza, y en la forma yugoslava, incluidos los principios del "autogobierno público". Dirigieron su atención a la experiencia de la socialdemocracia europea.

No debemos olvidar que este fue el período de los 60, un tiempo de expectativas y esperanzas en el bloque socialista. El ímpetu inicial a los intentos de reforma provino de las decisiones del 20 ° Congreso del PCUS, del "deshielo" de Khrushchev en la Unión Soviética. En todos los países socialistas, se tomaron medidas principalmente para mejorar el sistema de gestión económica, hubo discusiones en torno a la reforma "Kosygin" en la URSS y las reformas económicas en Polonia y Hungría.

En el Partido Comunista de Checoslovaquia y fuera de sus filas, especialmente entre los intelectuales creativos, las organizaciones estudiantiles también tuvieron debates acalorados sobre cuestiones de política de los partidos comunistas, la liberalización de la vida pública, la abolición de la censura, etc. Un país conocido por sus tradiciones democráticas, que habían desarrollado la industria antes de la Segunda Guerra Mundial, claramente quedó rezagado respecto de sus vecinos occidentales. Los intentos de cambiar la economía se llevaron a cabo bajo la regla de A.Novotny (1904-1975), aunque era más conocido como dogmático que como reformador. En particular, la reforma económica, desarrollada bajo la influencia de O. Shika, tuvo una orientación de mercado. Su implementación creó los requisitos previos para los cambios subsiguientes en el sistema político, sobre todo los cambios en el papel hipertrofiado del Partido Comunista.

Pero el ímpetu externo a cambiar, como de costumbre, sirvió como cambios de personal en la cima del poder. En 1966-1967 hubo un aumento constante de las contradicciones internas dentro de la dirección del partido principal, que se desarrolló en el contexto de las dificultades económicas, las disputas sobre la desestalinización y la democratización, así como la estructura federal del estado.

En el Pleno del Comité Central de la CCP 3-5 en enero 1968, todo esto llevó a la renuncia del Presidente de la República A.Novotny del cargo de primer secretario del Comité Central. Una conspiración de fuerzas más progresistas tomó forma contra él, todas las agrupaciones en el Comité Central se unieron. Moscú sabía de la situación, pero decidió mantener la neutralidad, lo que significaba, por supuesto, la libertad de los críticos de Novotny. A L. Brezhnev no le gustaba A.Novotny, consideraba que su política era la causa de las crecientes dificultades en Checoslovaquia, además, no podía perdonarlo por algunas objeciones en 1964 sobre la forma de liberación de N. Khrushchev de los cargos superiores.

El primer secretario del Comité Central del Partido Comunista de Checoslovaquia fue A. Dubcek, quien anteriormente dirigió el Comité Central del Partido Comunista Eslovaco y abogó por la renovación de las políticas del partido. Cuatro nuevos miembros fueron presentados al Presidium del Comité Central. Por primera vez el Partido Comunista de Checoslovaquia encabezó el partido eslovaco. Fue una especie de sensación, pero esencialmente hubo un compromiso entre varias fuerzas dentro del Comité Central.

En Moscú, esta elección fue tranquila. A. Dubcek era un hombre famoso que había pasado muchos años de su vida en la URSS, un graduado del HPS bajo el Comité Central del PCUS. Aparentemente, esperaban que él fuera una figura manejable debido a la suavidad de su carácter, su capacidad flexible.

El período posterior de la "Primavera de Praga" hasta aproximadamente el 1968 de abril fue relativamente tranquilo. Las discusiones sobre el renacimiento socialista, sobre el futuro del país, se estaban desarrollando en el país. Las restricciones de la censura se han debilitado, han surgido nuevos órganos de prensa y asociaciones prometedoras, entre ellas CAS, el Club de No Partes. Un seductor sentimiento de libertad e independencia adquirió nuevos y nuevos fanáticos. En cuanto al liderazgo del Consejo de Derechos Humanos y el gobierno, aparte de las palabras generales sobre democracia, liberalización, nuevas ideas y conceptos, esencialmente no hubo opinión, pero dentro había una "guerra de posición" para la redistribución de las carteras. A continuación, uno de los ideólogos de la "Primavera de Praga", el principal desarrollador de los programas de reforma política, el ex secretario del Comité Central del Partido Comunista de Rusia Z. Mlynarzh, escribe: "... durante los tres meses en que el liderazgo del partido resolvió los problemas relacionados con la distribución de sillas en la parte superior" del aparato, y por eso fue imposible emprender una política de reforma bien pensada. El público no pudo esperar el final de la lucha por los ministros y secretarios del Comité Central. Los problemas acumulados pero no resueltos durante muchos años comenzaron a ser discutidos. espera abiertamente

Aunque la dirección del partido decidió preparar un “Programa de acción para el CDH” en enero, y se elaboró ​​a fines de febrero, su adopción se retrasó hasta principios de abril.

El Partido Comunista, como iniciador del cambio, esencialmente perdió tiempo y cedió espacio político a otras fuerzas no partidarias.

A. Dubcek obviamente tenía sus propias razones para esto. Fomentó las críticas generalizadas de las fallas y mantuvo una atmósfera de libre expresión de pensamientos, pero al mismo tiempo resolvió sus problemas. Necesitaba fortalecer su posición como líder y lograr un cambio en el equilibrio de fuerzas en su propio favor, hacer retroceder a los dogmáticos. No tenía prisa por convocar un congreso del partido de emergencia. En general, estaba preparando cambios sin presiones y exacerbaciones. A fines de marzo, A. Novotny fue destituido del cargo de presidente, el general L. Svoboda se convirtió en el nuevo presidente de Checoslovaquia. Antes de eso, varios líderes odiosos del Comité Central y del gobierno se vieron obligados a renunciar.

4 en abril 1968, el pleno del Comité Central del PCCh, eligió una nueva composición del presidium y la secretaría del Comité Central, en la que había suficientes partidarios de Dubcek, aunque también había "gente de Moscú". En abril, 8, O. Chernik se convirtió en el presidente del gobierno de Checoslovaquia. 18 April J. Smrkovsky fue elegido presidente de la Asamblea Nacional de Checoslovaquia.

Pero la atmósfera en el país se estaba volviendo diferente, la iniciativa pasó gradualmente a manos de fuerzas políticas no tradicionales, que presionaron a los líderes del partido-estado a través de los medios de comunicación y, en general, fuera del marco de las estructuras oficiales. Al mismo tiempo, el público apoyó con entusiasmo a A. Dubcek y sus partidarios, los "progresistas", que estaban en la cima de una ola de agitación pública. El actual presidente de la República Checa, el conocido activista de derechos humanos V. Havel evaluó el estado de los líderes de la "Primavera de Praga" y su relación con la población: "... estaban constantemente en un estado de esquizofrenia moderada: simpatizaban con este levantamiento social y, al mismo tiempo, le tenían miedo, confiaban en él y al mismo tiempo querían frenarlo. Querían abrir las ventanas, pero temían el aire fresco, querían reformas, pero solo dentro de los límites de sus ideas limitadas, que la gente de su euforia no notó, pero prestar atención. Por lo tanto, más bien simplemente siguieron los eventos, en lugar de enviarlos. En sí, esto no importaba, la sociedad podía hacerlo sin su ayuda. El peligro era que el liderazgo, sin tener una idea clara de Lo que está sucediendo no se imaginó cómo protegerlo. Al sentirse cautivados por sus ilusiones, se convencieron constantemente de que de alguna manera podrían explicar esto a los líderes soviéticos, que les prometían algo y, por lo tanto, les tranquilizaban ... "

Sin embargo, al mismo tiempo se estaba llevando a cabo un proceso diferente: creció la desconfianza y la sospecha de parte de los aliados de Checoslovaquia en virtud del Pacto de Varsovia: la URSS, Polonia, la RDA, Bulgaria y Hungría. Por supuesto, A. Dubcek no era una persona ingenua en política, intentó maniobrar, sabiendo muy bien lo importante que es para el destino de las reformas encontrar un lenguaje común con los propietarios del Kremlin. La pregunta de que esto puede volverse imposible en todo momento, al parecer, aún no ha aumentado.

A fines de enero, A. Dubcek tuvo una reunión con L. Brezhnev durante muchas horas. Poco a poco se fue familiarizando con otros líderes, los contactos más amistosos que tuvo con Ya. Kadar. En el aniversario de los eventos 1948 de febrero, cuando los comunistas llegaron al poder, todos los líderes de los países socialistas europeos, incluido N. Chaushesku, llegaron a Praga a petición de A. Dubcek, con el apoyo de Moscú. Incluso hubo una delegación de la UCC. A principios de marzo, una nueva cumbre, esta vez en una reunión del Comité Consultivo Político del Pacto de Varsovia en Sofía. En el curso de estos contactos, los Aliados, por un lado, mostraron su apoyo a la nueva dirección de Checoslovaquia, pero por el otro, intentaron advertirle contra los peligros y contra los cambios bruscos en la reforma de las políticas del Partido Comunista.

A fines de marzo, el 1968 del Comité Central del Partido Comunista de la Unión Soviética envió información cerrada al activista sobre la situación en Checoslovaquia. Este documento refleja el sentimiento prevaleciente.

"Por iniciativa del Comité Central del PCUS, las delegaciones de los partidos fraternales de los países socialistas europeos al más alto nivel fueron enviadas al aniversario 20 de los eventos de febrero en Praga. Durante la estadía de las delegaciones, se mantuvieron conversaciones con las principales figuras del Partido Comunista de Checoslovaquia sobre la situación en Checoslovaquia, muchas personas antisocialistas y Se dijo sobre la necesidad de repeler los discursos antipartidistas y garantizar la unidad y la cohesión en el liderazgo del Consejo de Derechos Humanos. El camarada A. Dubcek aseguró firmemente en todos los casos que el nuevo liderazgo El Comité Central del PCCh controla la situación y no permitirá su desarrollo indeseable.

Recientemente, sin embargo, los eventos se han desarrollado en una dirección negativa. En Checoslovaquia, los discursos de elementos irresponsables son exigentes, que exigen la creación de una "oposición oficial", de mostrar "tolerancia" a varios puntos de vista y teorías antisocialistas. La experiencia pasada en la construcción socialista se resalta incorrectamente, las propuestas se hacen en un camino especial checoslovaco hacia el socialismo, que se opone a la experiencia de otros países socialistas, se intentan ensombrecer la política exterior de Checoslovaquia y se enfatiza la necesidad de una política exterior "independiente". Hay llamamientos para la creación de empresas privadas, el abandono del sistema planeado, la expansión de los vínculos con Occidente. Además, en varios periódicos, la propaganda de radio y televisión exige "la separación completa del partido del estado", para el regreso de Checoslovaquia a la república burguesa de Masaryk y Benesh, la transformación de Checoslovaquia en una "sociedad abierta" y otros ...

Existe una discusión irresponsable sobre la idoneidad o inadecuación de una parte significativa de los líderes del partido y del estado (presidente de la república, presidente del gobierno, ministros de asuntos exteriores, defensa nacional, etc.) ...

Cabe señalar que las declaraciones irresponsables en la prensa, en la radio y en la televisión bajo el eslogan de "libertad total" de expresión, desorientando a las masas, sacándolas del camino correcto, no reciben un rechazo por parte de los líderes del Consejo de Derechos Humanos ...

"Los acontecimientos que tienen lugar en Checoslovaquia están tratando de utilizar los círculos imperialistas para desacreditar la política del Partido Comunista de la Unión Soviética y todos los logros del socialismo en Checoslovaquia, para sacudir la alianza de Checoslovaquia con la URSS y otros países socialistas fraternales".

23 March, una reunión de líderes de partidos y gobiernos de seis países socialistas se llevó a cabo en Dresden: la URSS, Polonia, RDA, Bulgaria, Hungría y Checoslovaquia. La intención inicial de la reunión (y, en general, las reuniones más frecuentes de los líderes) vino de A. Dubcek, quien, aún en Sofía, sugirió celebrar una reunión separada de los países vecinos de Checoslovaquia sobre cooperación económica. La dirección del Comité Central del PCUS apoyó la propuesta, preparándose a sabiendas para discutir la situación política interna en Checoslovaquia. Decidieron no llamar a los rumanos debido a la línea separatista especial de N. Chaushesku en la comunidad social. Los búlgaros fueron invitados ante la insistencia del PCUS.

En Dresde, A. Dubcek vertió agua fría en una tina. En vano, explicó las disposiciones del programa de acción del Partido Comunista, "El camino de Checoslovaquia hacia el socialismo", e insistió en que el partido no se equivocó al evaluar la situación. V. Ulbricht comenzó a criticar la política del Partido Comunista de Checoslovaquia, agregó V. Gomulka, quien dijo que la contrarrevolución estaba caminando en Praga. El HRC no gobierna el país. L. Brezhnev habló más suave. Pero expresó su preocupación por el liderazgo soviético. Moscú entiende cómo podría haberse desarrollado la situación peligrosa actual. ¿De qué tipo de liberalización está hablando Dub-check? ¿Qué es esta actualización del sistema socialista? ¿No ven en Praga que el CDH quiere convertirse en un partido de la oposición? El país no es liderado por el partido, sino por Schick, Smrkovsky, Goldshtüker y otros. Según Brezhnev, si no se toman medidas, entonces esta es una última oportunidad para el HRC.

El más reservado en Dresde fue Y. Kadar, que no estuvo de acuerdo con las evaluaciones sobre la existencia de una amenaza de contrarrevolución en Checoslovaquia, aunque no negó el fortalecimiento de las tendencias negativas en el país. Pidió principalmente trabajo político, para el desarrollo de una plataforma política e ideológica para el partido, centrada en el fortalecimiento de la unidad ideológica y organizativa de la CDH. Esta posición fue consistente con la intención del liderazgo del HSWP de ser un intermediario entre el HRC y el resto.

Después de la reunión en Dresde, se delinearon claramente dos enfoques para el desarrollo de la situación en Checoslovaquia. Uno es el camino de la reforma, el programa de dar al socialismo un "rostro humano", que fue apoyado por la mayoría de los líderes de Checoslovaquia, incluidos los representantes del ala pro-Moscú en el partido en ese momento. No niegan la existencia de tendencias derechistas y antisocialistas en Checoslovaquia, pero creen que el socialismo en su país no está en peligro, ya que la dirección política principal es "pro-socialista" y el Partido Comunista de Checoslovaquia es capaz de controlar los procesos públicos. Otro enfoque es la posición del liderazgo del PCUS y los líderes de la RDA, Polonia, Bulgaria que lo apoyaron, quienes se alarmaron por el curso de los procesos sociales en Checoslovaquia, los vieron como una amenaza para el socialismo, consideraron que el KPCH está perdiendo poder cada vez más y A. Dubcek era un líder débil. La conclusión sobre la necesidad de cambiar la situación, de ayudar, no fue demasiado tarde.

La posición de los líderes de Hungría era algo diferente. No negaron los peligros, la intensificación de los elementos antisocialistas, J. Kadar incluso trazó paralelos con el desarrollo de la situación en Hungría antes del 1956 de octubre, pero consideraron que el Partido Comunista y la dirección de Dubchekov pueden hacer frente a la creciente crisis de forma independiente, sin interferencias externas, especialmente militares. Los líderes de Hungría tenían sus razones. Experimentaron la tragedia del levantamiento de 1956 a sus espaldas. La prosperidad del país, el bienestar de la población se asoció con los resultados de una reforma económica radical que se estaba desarrollando ". Los líderes húngaros querían proteger a esta descendencia de todo tipo de vientos fríos. En cuanto a la posición de Rumania, su líder N. Chausheskou se opuso a todo tipo de injerencias en los asuntos de Checoslovaquia y el Partido Comunista de Checoslovaquia no porque fuera un defensor de la democracia y el pluralismo. No, pensó sobre todo en los intereses de Rumania y su curso nacionalista. por lo tanto, habló con el espíritu de proteger la plena soberanía. Sus cálculos de política exterior se combinaron con el fortalecimiento del curso independiente de Praga de Moscú, por lo que trató de alentar a los líderes de Checoslovaquia a ser aún más independientes. La URSS y sus aliados cercanos trataron de neutralizar los esfuerzos de N. Chaushesku.



Después de la reunión en Dresde, el liderazgo soviético comenzó a desarrollar opciones para la acción, incluso en medidas militares secretas. V.Ulbriht, T.Zhivkov y V.Gomulka creyeron que todos los medios son buenos. Hasta cierto punto, colectivamente influyeron en L. Brezhnev. Pero antes de la decisión final todavía estaba lejos.

Teniendo en cuenta los acontecimientos más trágicos en torno a Checoslovaquia, cabe señalar que después de la reunión en Dresde, los ataques de Moscú y sus aliados al proceso de democratización en Checoslovaquia se intensificaron, y también intentaron ejercer presión sobre el liderazgo de los reformadores y al mismo tiempo unir fuerzas opositoras soviéticas. .

En cuanto a lo que sucedió en la propia Checoslovaquia, los cambios de personal en el gobierno, el parlamento y el liderazgo de las organizaciones públicas que tuvieron lugar en abril significaron, en general, el fortalecimiento de las posiciones de A. Dubcek y las fuerzas reformistas. Al mismo tiempo, la tensión en las relaciones con Moscú estaba creciendo, aunque A. Dubcek no pensaba en romper con la Unión Soviética.

En este sentido, es aconsejable analizar los motivos iniciales del comportamiento de los dirigentes de la Unión Soviética y otros "países fraternales".

En primer lugar, sin duda, Checoslovaquia, como país con tradiciones democráticas, es propicio para la reforma. Al mismo tiempo, la mayoría de los reformistas comunistas, creyendo en la capacidad de reforma del socialismo, querían llevarlos a cabo gradualmente, paso a paso, sin agitaciones públicas, y especialmente sin guerra civil, teniendo un ejemplo de transformaciones pacíficas en España después de la muerte de Franco. Naturalmente, no querían que la CDH perdiera poder al proponer una introducción gradual de una democracia pluralista. Otras fuerzas, en su mayoría fuera de la CDH, llevaron el caso a la libertad de acción inmediata de otros partidos políticos, a elecciones libres sobre una base multipartidista.

Los políticos pragmáticos entendieron que para reformas profundas, se necesitaba el favor de Moscú. A. Dubcek, al parecer, estaba seguro de conseguirla. Pero los entonces líderes checoslovacos no tuvieron en cuenta que dentro del rígido sistema aliado del Tratado de Varsovia, que consiste en países que se adhieren a la misma ideología oficial: el marxismo-leninismo, cualquier transformación del curso político se permitió dentro del camino o experiencia conocida en el "centro": la Unión Soviética. El "innovador" N. Khrushchev se mantuvo en esto, L. Brezhnev, M. Suslov y N. Podgorny, A. Kirilenko se adhirieron a lo mismo. Hubo suficientes declaraciones sobre la aplicación creativa de la doctrina marxista-leninista, pero nadie pensó en reformas genuinas en el liderazgo del PCUS bajo Brezhnev. La reforma económica se desaceleró, aunque A. Kosygin lo respaldó. Intentos separados para actualizar el estilo y los métodos de trabajo del partido fueron realizados por la joven nomenklatura, pero se sabe que toda una generación de los llamados líderes de Komsomol fue removida del poder durante los años de estancamiento.

El dogmatismo y el estancamiento se cubrieron con referencias a Lenin, a los postulados adoptados en las reuniones mundiales de los partidos comunistas de 1957 y 1960: las leyes notorias de la construcción del socialismo. Se creía que la sedición revisionista venía de Praga. El instinto habitual de autoconservación actuó también, y la versión húngara de 1956 no pareció repetirse. La manifestación de tales sentimientos se observó especialmente en los círculos intelectuales. Había una razón: una carta del Académico Sakharov al Oeste. Estudiantes alarmados y antidisturbios en París.

El pensamiento imperial, la psicología de una fortaleza sitiada, reforzada por los años de la Guerra Fría y la mutua carrera de armamentos, dominó a Moscú al evaluar las consecuencias de ciertas reformas e innovaciones para el "socialismo real". Todo se calculó desde el punto de vista del equilibrio de poder y confrontación en el mundo, así como el daño a la hegemonía soviética. Ahora, en algunos trabajos científicos, uno puede encontrar la opinión de que el politburó del Comité Central del PCUS exageró la amenaza de las potencias imperialistas en ese momento, porque después de la crisis cubana de 1962, la guerra fría comenzó a disminuir. Obviamente, esta es una interpretación algo simplificada. Los propios países del Pacto de Varsovia tomaron la iniciativa de convocar una reunión de todos los europeos, pero aún estaba muy lejos de 1968 a la CSCE. La desconfianza y la sospecha eran fuertes y mutuas.



1968 también tenía sus propias razones específicas de política exterior para la reacción nerviosa de los líderes de la URSS: la guerra emprendida por los Estados Unidos en Vietnam, las tensas relaciones con China, la línea nacionalista de Ceausescu que debilitó el ATS. Todavía no había "tratados orientales" con el FRG, por lo que el tema del revanchismo en Bonn se escuchaba todo el tiempo en la propaganda oficial. Otra circunstancia permite una mejor comprensión de la posición del Kremlin: diferentes enfoques entre los países aliados. El hecho fue la presencia del llamado nivel norte del ATS: Berlín, Varsovia, Moscú y otros países más liberales (Budapest) o países que no estaban de acuerdo con Moscú (Bucarest). Rumania, después de la reunión de Sofía de la PAC (en marzo), fue inmediatamente excluida de las discusiones aliadas del tema checoslovaco. En cuanto a la posición de la dirección de la RDA, V. Ulbricht y otros percibieron que todo lo que estaba sucediendo en Praga era una desviación de los principios del marxismo-leninismo, como una desviación del papel principal del Partido Comunista y, en general, veía esto como una amenaza para los "trabajadores y campesinos" en la RDA. . El proceso de democratización en Checoslovaquia, según los líderes de la SED, no fue peligroso para la situación en Alemania Oriental, ya que la desestabilización de la situación en la RDA llevó finalmente al fortalecimiento de los sentimientos unificados de la población, a la adhesión de la República al FRG. Berlín reaccionó con gran nerviosismo ante los intentos de Praga de intensificar los vínculos con Occidente, especialmente con la República Federal de Alemania. V.Ulbrikht presionó todo el tiempo sobre la cuestión de la seguridad de las fronteras occidentales de la comunidad socialista. Había otra razón para el rechazo decisivo por parte de la parte superior de la SED de los procesos de la "Primavera de Praga". Las ideas del "socialismo democrático" se vieron en Berlín como un sesgo socialdemócrata, como oportunismo correcto. El aparato ideológico de la SED lideró una feroz lucha contra la ideología del Partido Socialdemócrata de Alemania, aunque W. Brandt ya era ministro de Relaciones Exteriores de Alemania. Después de la reunión colectiva en Dresde, V. Ulbricht y G. Aksen intentaron influir en A. Dubcek, pero, por supuesto, no surgió nada. Por otra parte, apareció la antipatía personal mutua. El intercambio de información entre el Comité Central del Partido Comunista y la SED ha cesado.

Algo similar sucedió en Varsovia. V. Gomulka, quien pasó un camino difícil para normalizar la situación en el país después de 1956, también temía que los procesos en la vecina Checoslovaquia tuvieran un impacto negativo en la sociedad polaca. La situación en Polonia era bastante tensa, más recientemente, en marzo, la policía utilizó la fuerza para dispersar las manifestaciones estudiantiles. La posición de V. Gomulki, debido a su impulsividad, a veces sufrió cambios, pero en general fue un partidario de la acción decisiva. Fue V. Gomulka quien declaró en julio que los países socialistas no podían permitir que prevaleciera la contrarrevolución en Checoslovaquia. La prensa occidental en el verano de 1968 ocasionalmente reportó una posición moderada de Bulgaria en el enfoque de los eventos en Checoslovaquia. De hecho, el líder de este país, T. Zhivkov, tuvo una posición difícil, coordinándolo con Moscú. Solo en el tema de las relaciones con Rumania maniobraba, buscando mantener contactos normales con N. Chaushesku.

Pero, por supuesto, la posición de los líderes superiores del PCUS fue decisiva. La decisión final, fatal, maduró gradualmente. Durante abril y mayo, los líderes soviéticos todavía actuaron principalmente por métodos políticos, tratando de "razonar" a Dubcek, para centrar su atención en los peligros de las acciones de las fuerzas antisocialistas. Medidas aplicadas de presión ideológica, diplomática y militar. Pronto Moscú, como escribe Z. Mlynarzh, logró dividir a la antigua "troika" en el liderazgo checoslovaco: A. Dubcek, Primer Ministro O. Chernik y miembro del presidium, secretario del Comité Central D. Kolder. La orientación hacia la izquierda, grupo pro-Moscú en el liderazgo del partido, V. Bilyak y A. Indra, aumentó. Fue un intercambio activo de información sobre la situación en Checoslovaquia. Aquí hay algunos ejemplos. A principios de abril, los embajadores soviéticos informaron a los principales líderes del partido y del estado de la RDA, PNR, Hungría, República Popular que Checoslovaquia tenía un grupo antiestatal que incluía a la socialdemócrata Chernik, ex miembro del Comité Central del Partido Comunista Ya. Prokhazka, General Kreici, escritores y publicistas. Alguien, Vatsulik, Kundera, Havel y otros. Algunas de estas personas están en contacto con el jefe de la emigración burguesa, Tigrid. Literalmente, unos días después, a través de la KGB, todos los líderes, incluido A. Dubcek, fueron informados de que se había desarrollado un plan operativo de operaciones encubiertas contra países socialistas europeos y se está implementando en 1962 en los Estados Unidos. J. Kadaru, por ejemplo, esta información fue declarada por el jefe adjunto de inteligencia extranjera de la KGB, el General F. Mortin.

A fines de abril, el mariscal I. Yakubovsky, comandante en jefe de las fuerzas armadas unidas de los países miembros del Pacto de Varsovia, llegó a Praga. Se trataba de la "preparación de maniobras" en el territorio de Checoslovaquia.

La "diplomacia telefónica" fue llevada a cabo por L. Brezhnev, informando a los aliados sobre los contactos con A. Dubcek, acordando acciones conjuntas. Por ejemplo, en abril 16, le dijo a J. Kadaru que, en su opinión, Dubcek es un hombre honesto, pero un líder débil. Y los acontecimientos en el país se están desarrollando en la dirección de la contrarrevolución, las fuerzas antisocialistas tienen la intención de restaurar el tipo de República de Masaryk. Si la reunión planeada soviético-checoslovaca no da nada, entonces los líderes de los "cinco" tendrán que reunirse. Luego planteó la cuestión de los ejercicios militares soviético-polaco-húngaro en Checoslovaquia.



Se incluye el mecanismo de la solución militar.
La reunión de L. Brezhnev con A. Dubchek se celebró en Moscú el 04 de mayo. La parte soviética criticó duramente el desarrollo de la situación en Checoslovaquia, el debilitamiento de la influencia del Partido Comunista de la Unión Soviética y los ataques antisoviéticos de la prensa checoslovaca. La comprensión no se ha alcanzado. Quizás, para Moscú, el resultado fue que los materiales del Pleno de mayo del Comité Central del Partido Comunista de la Unión Soviética hablaron sobre las acciones de las fuerzas antisocialistas en el país.

En mayo, 8, una reunión a puerta cerrada de los líderes de la URSS, Polonia, la RDA, Bulgaria y Hungría se celebró en Moscú, durante la cual hubo un intercambio franco de opiniones sobre medidas relacionadas con la situación en Checoslovaquia. Incluso entonces, se hicieron sugerencias sobre una solución militar. La posición especial de Hungría reapareció. Refiriéndose a la experiencia de 1956, J. Kadar dijo que la crisis checoslovaca no puede resolverse por medios militares, es necesario buscar una solución política. Al mismo tiempo, no se opuso a la conducción de los ejercicios de mando y personal de la ATS en el territorio de Checoslovaquia. A fines de mayo, el gobierno de Checoslovaquia aceptó realizar ejercicios, casi sin sospechar que se estaba preparando un ensayo de una futura invasión del país.

Ejercicio "Shumavo" celebró 20 - 30 junio. A mediados de junio, L. Brezhnev informó a los líderes de los "Cinco" aliados que se había formado un grupo revisionista en el liderazgo de Checoslovaquia: Kriegel, Tsisarzh, Shik, Mlynarzh, Shimon. Él planteó la cuestión de arrancar a Dubcek y Blueberry de los revisionistas y convencerlos de confiar en las "fuerzas sanas" en el partido.

El liderazgo de la Unión Soviética discutió continuamente el tema de las opciones para la acción. De hecho, ¿cuáles fueron los precedentes históricos? En 1948 - 1949, a pesar de las amenazas de Stalin, Yugoslavia defendió su curso independiente a costa de una ruptura con la URSS. En 1956, en Polonia, se alcanzó un compromiso con el nuevo liderazgo liderado por V. Gomulka, pero antes de eso hubo una supresión brutal de la actuación de los trabajadores en Poznan, y una masiva manifestación militar soviética antes de la llegada a Varsovia de N. Khrushchev, 1956 fue el levantamiento en Hungría, suprimido por las tropas soviéticas, que fueron invitados por el gobierno de J. Kadar, formado apresuradamente. El gobierno I. Nadya fue destituida del poder.

El ejemplo húngaro surgió todo el tiempo, especialmente desde que M. Suslov, L. Brezhnev e Y. Andropov tomaron parte activa en la supresión de la "insurgencia contrarrevolucionaria" en Hungría. Razonaron así: sí, fue difícil, pero después de unos años todo volvió a la normalidad.

Sin embargo, en 1968, el liderazgo soviético no quería perder tiempo, esperar, como en Hungría en 1956. Después de todo, cuando las esperanzas para I. Nadya se agotaron, tuvimos que lanzar urgentemente a las tropas soviéticas a la batalla contra los rebeldes, impidiendo la neutralidad de Hungría y su salida. del pacto de varsovia.

Pero Checoslovaquia no es Hungría, estaban filmando allí, aquí las reformas se desarrollaron pacíficamente. 1968 tenía una situación diferente e internacional, por lo que los líderes soviéticos no querían asumir la responsabilidad de intervenir, teniendo, es cierto, un mandato del resto de los aliados.

Así, el deseo de Moscú de internacionalizar la cuestión checoslovaca, de vincularla con los intereses de seguridad del Pacto de Varsovia, fue evidente.

L. Brezhnev fue el iniciador de muchas consultas con los aliados. Pero gradualmente nació una solución enérgica, surgieron los contornos de la notoria doctrina de "soberanía limitada". No se puede descartar que si un líder militar importante hubiera estado de pie junto a Brezhnev, la Unión Soviética hubiera introducido sus tropas en Checoslovaquia bajo un pretexto plausible en mayo, y al mismo tiempo, posiblemente, en Rumania.

Los políticos continuaron buscando métodos para influir en A. Dubcek, y de hecho, los militares han estado desarrollando planes para una operación militar en Checoslovaquia desde abril. El papel principal debía ser desempeñado por las tropas soviéticas, los ejércitos de Polonia, la RDA, Hungría, se les asignó una misión política, subordinada.



Mientras tanto, en Praga, la situación, desde el punto de vista de Moscú, era complicada. El Partido Comunista se sumergió cada vez más en las discusiones y perdió influencia. Una cierta parte de los comunistas se volvió hacia la experiencia yugoslava. La indignación en Moscú fue causada por artículos de la prensa checoslovaca.

El movimiento democrático se ha polarizado cada vez más. En junio, solicitaron el registro de más de 70 organizaciones políticas. Se formó un comité para restablecer el Partido Socialdemócrata. Los antiguos partidos burgueses se volvieron más activos, su número creció. La oposición no partidista presentó la demanda de un sistema parlamentario multipartidista. A fines de junio, se publicó el famoso manifiesto "Dos mil palabras", compuesto por el escritor L. Vatsulik y firmado por muchas personalidades públicas conocidas, entre ellas los comunistas. Este documento de espíritu liberal criticó el sistema totalitario, la actividad conservadora del CDH y proclamó la idea de democratizar el sistema político e introducir el pluralismo político. Se habló abiertamente sobre los opositores de la democratización, la posibilidad de la intervención soviética.

No es necesario explicar que en todas las capitales de los cinco estados aliados, las "Dos mil palabras" fueron consideradas como un ataque agudo contra el socialismo. La declaración de condena del Presidium del Comité Central del Partido Comunista de la Unión Soviética fue lenta en tono. Mientras tanto, el partido comenzó los preparativos para el XIV Congreso (Extraordinario) del Partido Comunista de Checoslovaquia, programado para el 7 de septiembre. El Manifiesto "Dos mil palabras" interceptó la iniciativa del Partido Comunista con sus demandas.

En esta situación, el liderazgo soviético decidió celebrar una nueva reunión colectiva de los Aliados con la participación de los líderes de Checoslovaquia para discutir la escalada de la situación en Checoslovaquia. En la carta de L. Brezhnev dirigida a A. Dubcek el 6 de julio, se propuso que esta reunión se celebre en Varsovia el 10 de julio o el 11 de julio. 9 en julio fue seguido por una respuesta negativa del Presídium del Comité Central del Partido Comunista de Moscú, refiriéndose al hecho de que la celebración de tal reunión complicaría el trabajo del Partido Comunista y la situación en el país. Se propuso reemplazar la reunión general con bilateral, en Praga, y no solo con los cinco países aliados, sino también con Rumania y Yugoslavia. A pesar de las nuevas propuestas en nombre de los "cinco", el Presidium del Comité Central del Partido Comunista decidió no participar en la reunión en Varsovia, pero ofreció celebrar una reunión de los líderes del Partido Comunista del Partido Comunista y del Partido Comunista, y luego una reunión general.

Muchos historiadores de la "Primavera de Praga" consideran que la negativa de A. Dubcek y otros líderes a llegar a una reunión colectiva es un gran error, como resultado de la cual las relaciones con la URSS y sus aliados finalmente se rompieron.

En Varsovia, la línea de Praga fue fuertemente criticada. Las propuestas sobre una invasión militar sonaban abiertas, aunque también había voces moderadas del mismo Kadar. En su discurso, Brezhnev hizo una evaluación alarmante de la situación actual, describiendo que Checoslovaquia se estaba alejando de la comunidad socialista. De ahí se resume la opinión del PCUS sobre la responsabilidad colectiva del destino del socialismo en cada país, que luego se conoció como la doctrina de la "soberanía limitada" o la doctrina de Brezhnev, pero que sin embargo exigió pasos políticos, dirigidos principalmente a las "fuerzas sanas" en la CDH. Los participantes de la reunión enviaron una carta colectiva abierta a Praga. Era una señal de advertencia.



La siguiente etapa en el camino de la tragedia fue la reunión en Chierna nad -Tisoy 29 julio - 1 agosto, a la que asistió la composición completa del Buró Político del Comité Central del PCUS y el Presidium del Comité Central del Partido Comunista junto con el presidente L.Svoboda.

¿Comprendieron los líderes de Praga la tendencia de desarrollo de las relaciones con la URSS y sus aliados más cercanos? Obviamente, no todos entendieron en Praga. Por supuesto, políticos centristas como Dubcek y Bilberry sabían que, para repetir las acciones del Primer Ministro húngaro I. Nadya, sería peligroso romper con la URSS.

Entendieron que uno no debería bromear con la pertenencia de Checoslovaquia al Pacto de Varsovia. Pero esperaban poder comunicarse con Moscú, esperaban su autoridad. Pensaron que se abrirían camino sin conflicto al Decimocuarto Congreso del Partido, aunque después de Varsovia todo era complicado. Era una ilusión contar con el apoyo de Yugoslavia y Rumania para celebrar una conferencia internacional de los partidos comunistas europeos.

A finales de julio, se completó la preparación de la operación militar, se denominó ejercicio. Según la revista "Spiegel", 26 divisiones estuvieron involucradas en la invasión, de las cuales 18 eran soviéticas, sin contar aviación.

Pero en Moscú la decisión final aún no se tomó. Preparándose para las conversaciones con los líderes de Checoslovaquia, el Kremlin se basó en el hecho de que la reunión tendría lugar en condiciones de unidad nacional en Checoslovaquia sobre una base antisoviética, en las condiciones, se pensaba, el crecimiento de la amenaza de un giro a la derecha en la política del Partido Comunista y una actitud más radical que Dubcek. Moscú temía que el poder en Checoslovaquia pudiera pasar pacíficamente a las "fuerzas antisocialistas".

En el liderazgo soviético, había dudas. ¿Todavía puedo contar con Dubcek? ¿Cayó bajo la influencia del "derecho" como Smrkovsky y Kriegel? Estas cifras, así como Tsisarzh, Pelikan, el ministro del Interior Pavel intentaron neutralizar y eliminar.

Para entonces, se mantenían contactos constantes con el Presidente de la República Socialista de Checoslovaquia y con la minoría en el Presidium, principalmente con V. Bilyak. La posición, por supuesto, fue determinada por L. Brezhnev y su séquito. Pero el liderazgo del PCUS no fue de ninguna manera monolítico. La diferencia en los enfoques se sintió en la embajada soviética en Praga, hubo sus "halcones", pero también hubo moderados.

El contenido de las negociaciones en Čierna nad Tissoy es bien conocido. La transcripción lleva varios cientos de páginas. El ambiente era tenso.

En general, los líderes de la URSS buscaron vincular a Dubcek con ciertos acuerdos en el marco de la democratización, la preservación del papel principal del CDH, el cambio de personal, las restricciones a la libertad de los medios de comunicación, etc.

Los principales acuerdos se alcanzaron en las reuniones de los "fours": Brezhnev, Podgorny, Kosygin, Suslov - Dubcek, Svoboda, Chernik, Smrkovsky.

Las negociaciones terminaron con un resultado aparentemente satisfactorio para Moscú.

La delegación checoslovaca habló en su mayoría en un frente unido, pero V. Bilyak ocupó un puesto especial. Para Moscú, era importante. Al mismo tiempo, se recibió una carta personal del candidato miembro del Presidium del Comité Central del Partido Comunista de Armenia, A. Kapek, solicitando a los países socialistas su "ayuda fraternal".

Una reunión entre los líderes de seis partidos en Bratislava 3 en agosto 1968 siguió inmediatamente a Chiernoy nad Tisoy. La víspera de L. Brezhnev informó a los aliados sobre el contenido de sus acuerdos con Dubcek. Los acuerdos alcanzados en Bratislava, después de las discusiones con la delegación checoslovaca, fueron vistos casi como un éxito. La declaración adoptada en Bratislava contenía la frase clave sobre la responsabilidad colectiva en la defensa del socialismo.

Después de Bratislava, comenzó la fase más dramática de la crisis en Checoslovaquia. Parece que la situación está un tanto descargada. Se llegó a algún tipo de compromiso. Pero ni el liderazgo soviético, ni Ulbricht y Gomulka, los críticos más activos de la "Primavera de Praga", no creyeron en la capacidad y el deseo de Dubcek y sus partidarios de "normalizar" la situación.

En Bratislava, L. Brezhnev recibió una carta de cinco miembros de la dirección del Partido Comunista: Indra, Kolder, Kapek, Shvestka y Bilyak, solicitando "ayuda y apoyo efectivos" para sacar a Checoslovaquia del "peligro inminente de la contrarrevolución". Se obtuvo la base legal para la invasión, aunque no fue un pretexto formal.

Pero primero decidieron comprobar el estado de ánimo de A. Dubcek. El papel principal en estos contactos fue asumido por L. Brezhnev, cuya decisión aumentó a medida que se acercaba el paso radical. Después de Bratislava, se fue a descansar en Crimea, rodeado de su personal, en Moscú, en el Comité Central "en la granja" quedó A. Kirilenko, en quien el secretario general confiaba plenamente. El grupo de trabajo interdepartamental funcionó. El KGB y el GRU estaban activos.

8 agosto recibió un importante telegrama del embajador conjunto en Praga. Después de una conversación con Dubcek, informó que, aunque los líderes del Partido Comunista de Checoslovaquia y el gobierno de Cierna y Bratislava se comprometieron a luchar contra las fuerzas de derecha y antisocialistas en Checoslovaquia, Dubcek confirmó que tenía la intención de renovar significativamente la composición del Comité Central y la alta gerencia, pero no había total confianza en sus acciones. Dubcek fue acusado de falta de sinceridad. Se llegó a la conclusión de que Dubcek aún no estaba listo para acciones coherentes contra la derecha.

Brezhnev de Yalta habló a menudo por teléfono con el embajador soviético en Praga, con los líderes de otros países socialistas. En Yalta, en agosto, 12, por ejemplo, se organizó una reunión a puerta cerrada de Brezhnev, Podgorny y Kosygin con Ya. Kadar. Le pidieron que hablara de nuevo con Dubcek. Me reuní con Dubcek y V.Ulbricht.

A mediados de agosto, L. Brezhnev llamó dos veces a A. Dubcek y presionó las preguntas: ¿por qué no se cumplen los acuerdos, dónde se prometen las decisiones de personal, por qué no se lleva a cabo la separación del Ministerio del Interior y la seguridad del Estado? Brezhnev no solo le recordó a su interlocutor sobre los acuerdos, sino que lo intimidó: "la ansiedad surge en Moscú", ya que todo vuelve a suceder como antes, no se toman las decisiones necesarias.

Aliados y "fuerzas sanas" fueron informados sobre nuestros pasos. En Praga, se les recomendó actuar más audaces, para presionar a Dubcek. Aconsejaron pensar qué medidas extremas podrían ser necesarias, qué cuerpos de emergencia deberían crearse.

13 agosto dio otro paso: el Politburó del Comité Central del PCUS envió un llamamiento a la cuestión de los discursos hostiles de la prensa checoslovaca, rompiendo el acuerdo alcanzado en Chierna nad Tisou. El liderazgo soviético también informó al presidente Liberty.

En conversaciones con Brezhnev, A. Dubchek evitó una respuesta directa, refiriéndose al hecho de que los asuntos de personal se deciden colectivamente. Ese será el Pleno, y allí consideraremos todo. Molesto por no haber conservado su puesto. Habló de dificultades. En respuesta, los reproches de Brezhnev siguieron. Pero se hizo una advertencia: una nueva situación en Checoslovaquia podría obligar a Moscú a tomar decisiones independientes. Al final, A. Dubchek explotó y se lanzó a los corazones: "Si consideras que somos engañadores en Moscú, entonces, ¿por qué hablar? Haz lo que quieras". Su posición era clara: somos capaces de resolver nuestros problemas por nuestra cuenta, sin interferencias externas.

El comportamiento de A. Dubcek y el liderazgo de Praga fue considerado insatisfactorio en Moscú. El mecanismo de la decisión militar ganó.



16 En agosto, en Moscú, en una reunión de los líderes soviéticos, se discutió la situación en Checoslovaquia. Se aprobaron las propuestas para la introducción de tropas. Al mismo tiempo, se recibió una carta del Politburó del Comité Central del PCUS al Presidium del Comité Central del Partido Comunista. Fue presentado a A. Dubcek y O. Blueberry en agosto 19, la conversación fue en la naturaleza de la comunicación entre sordos y mudos. En agosto, 17, el embajador S. Chervonenko se reunió con el presidente L. Svoboda e informó a Moscú que en el momento crucial el presidente estará junto con el PCUS y la Unión Soviética.

18 agosto en Moscú, una reunión a puerta cerrada de los "cinco". Los aliados, sin objeciones especiales, aprobaron los puntos de vista del Comité Central del PCUS de que el PCUS y otros partidos fraternales habían agotado todos los medios políticos de influir en el liderazgo del Partido Comunista de la Unión Soviética para inducirlo a resistir a "las fuerzas antisociales de derecha"; Ha llegado el momento de tomar medidas activas para defender el socialismo en Checoslovaquia. Ellos "acordaron proporcionar la asistencia militar necesaria a la Checoslovaquia socialista" y aprobaron las medidas pertinentes, que en particular incluían el desempeño de las "fuerzas sanas" del Partido Comunista de Checoslovaquia que pedían ayuda y para cambiar el liderazgo del Partido Comunista.

La idea de dirigirse a los políticos checoslovacos, de la que habló Leonid Brezhnev, fue apoyada en la reunión. J. Kadar destacó que la acción abierta de las fuerzas checoslovacas de la izquierda es necesaria. Este es el punto de partida. Hablando de su reunión con Dubcek 17 August, lo calificó como infructuoso e inefectivo. Digamos, Praga se aparta de lo acordado en Bratislava.

V. Gomulka habló sobre la conveniencia de publicar la carta de "fuerzas sanas", especialmente en Occidente. Pero sugirió que el número de signatarios para la credibilidad sea al menos 50.

En un mensaje al Presidente de Checoslovaquia Libertad, enviado en nombre de los participantes de la reunión en Moscú, uno de los principales motivos fue la solicitud de asistencia de las fuerzas armadas al pueblo checoslovaco de la "mayoría" del Presidium del Comité Central del Partido Comunista y muchos miembros del gobierno de la República Socialista de Checoslovaquia.

En agosto, 17, un grupo de "fuerzas sanas" recibió materiales preparados para el texto del Llamamiento a los checoslovacos en Moscú. La intención era crear un gobierno revolucionario de trabajadores y campesinos (no se les ocurrió otro nombre, trabajaron según el modelo húngaro 1956). Los cinco gobiernos de los países miembros del Departamento de Asuntos Internos también prepararon un proyecto de apelación para el pueblo de la República Socialista de Checoslovaquia y para el ejército checoslovaco. Se aprobó un borrador de declaración de TASS sobre la entrada de las fuerzas aliadas. El liderazgo soviético, anticipando una reacción internacional negativa, advirtió a los embajadores soviéticos sobre la posible acción en Checoslovaquia en un día en que se refiriera al llamado de un grupo de políticos checoslovacos.

Todo fue pintado. Militar recomienda capturar los puntos más importantes de Praga. Los arrestos fueron asignados a los órganos de seguridad del estado. En agosto, 21, se programó una sesión plenaria del Comité Central del Partido Comunista de la Unión Soviética y una sesión de la Asamblea Nacional, donde se reemplazará a la alta dirección.

En la implementación de los planes de intervención militar, se le dio un gran papel al presidente L. Svoboda. Se le envió una carta en nombre de los líderes de cinco países socialistas. Llamó especialmente a L. Brezhnev. El presidente de Checoslovaquia no aprobó la introducción de tropas, pero aseguró que no iría contra los aliados y haría todo lo posible para que no se derramara sangre. Cumplió su promesa. El ejército fue instruido por el presidente y el Presidium del Comité Central del Partido Comunista para no oponerse a los intervencionistas.

La operación militar transcurrió relativamente bien. Las fuerzas aliadas ocuparon todos los puntos sin usar. armas. Pequeños enfrentamientos tuvieron lugar en Praga.

Pero todos los planes políticos fracasaron. Hubo un claro fracaso. No fue posible formar un nuevo gobierno y celebrar una sesión plenaria del Comité Central. En agosto, la información de 22 de Ulbricht, Gomulka, Kadar y Zhivkov fue enviada desde Moscú. Explicó que los planes del llamado grupo de iniciativa en el liderazgo checoslovaco no se pudieron implementar. Primero, no se recopilaron las firmas 50 “ordenadas” en la apelación. Los cálculos se basaron en el autoritario Strougal, pero se negó a firmar. La colección se terminó en algún lugar en las firmas 18.



En segundo lugar, las principales complicaciones se produjeron en una reunión del Presidium del Comité Central del Partido Comunista de Armenia 20 la noche de agosto, cuando se conoció la introducción de tropas de cinco países. La mayoría, 7 vs. 4, votó a favor de la declaración del Presidium que condena la invasión. Sólo los miembros de la Presidencia Colder, Bilak, Shvestka y Rigo hablaron de acuerdo con el plan original. Barbirek y Piller apoyaron a Dubcek y Blueberry. Y el cálculo estaba en las probabilidades de "fuerzas saludables" - 6 versus 5.

Con retraso, se estableció el control sobre la radio, la televisión y los periódicos. Tenían que ser secuestrados por los militares soviéticos.

Con la ayuda de empleados de las agencias de seguridad del estado checoslovaco, liderados por el diputado. Ministro V.Shalgovich, paracaidistas soviéticos detuvieron a Dub-check, Chernik, Smrkovsky, Krigel y Shpachek.

Las "fuerzas sanas" se refugiaron en la embajada soviética. Pero el embajador soviético no logró persuadirlos para que formaran nuevos organismos gubernamentales. Los medios ya han logrado declararlos traidores. Mientras tanto, por iniciativa del Comité de la Ciudad de Praga, se iniciaron las reuniones del XIV Congreso del Partido Comunista en Vysocany, sin embargo, sin delegados de Eslovaquia. La situación en el país se estaba poniendo tensa. La gente estaba sorprendida e indignada por lo que había sucedido, una ola de protestas estaba en aumento. Aumento de convocatorias de huelgas y manifestaciones. El país estaba en plena ebullición, exigiendo la retirada de las tropas aliadas y el regreso de sus líderes internos.

Un miembro del Buró Político del Comité Central del PCUS, Primer Diputado del Pre-Consejo de la URSS K. Mazurov, que se encontraba en Praga en ese momento (A. Yakovlev, ahora conocido en toda Rusia, fue nombrado diputado por propaganda) informó a Moscú que las "fuerzas sanas" estaban confundidas y resultó que, como resultado, no tenían "suficiente apoyo ni en el partido ni en el país".

El fracaso de los planes políticos originales obligó a la dirección de la Unión Soviética a cambiar las tácticas sobre la marcha. Sin negociaciones con los líderes legítimos de checoslovaquia no se podía hacer. A. Dubcek y sus compañeros de los "contrarrevolucionarios" se convirtieron nuevamente en socios. Casi todos los miembros de la dirección del Comité Central del Partido Comunista de Checoslovaquia fueron llevados a Moscú. La mejor salida para el Politburó del Comité Central del PCUS fue la propuesta de L. Svoboda sobre negociaciones oficiales. Llegó a Moscú en agosto de 23 junto con G. Gusak, quien en ese momento era vicepresidente de la República Socialista de Checoslovaquia.

Brezhnev, Kosygin y Podgorny sostuvieron conversaciones separadas con el presidente L. Svoboda, con Dubcek y Chernik, y también con Smrkovsky, Shimon y Shpachek. Finalmente, se llevaron a cabo negociaciones plenarias.

¿Qué objetivos persiguieron los líderes de la Unión Soviética? Intentaron firmar un documento con los líderes checoslovacos, que justificaría principalmente la introducción de tropas como una medida forzada debido al incumplimiento de las obligaciones de la parte checoslovaca, tomada después de las negociaciones en Čierna nad Tisou y Bratislava, y la incapacidad de evitar un golpe de derecha. Las conversaciones tuvieron lugar bajo presión y amenazas ocultas, aunque se hicieron declaraciones rituales sobre la amistad de las naciones. Ni siquiera hubo indicios de una clara violación de las normas del derecho internacional, ni relaciones socialistas. Todo fue muy franco y sin ceremonias. Sí, los no invitados llegaron, sí, la situación es difícil, sí, la normalización se retrasará, pero miremos hacia adelante y busquemos una salida conjunta. No hubo disculpas del lado soviético. Además, Dubchek tuvo que escuchar muchos reproches a su dirección.

En segundo lugar, la condición firmemente acordada de antemano con Libertad se estableció firmemente: todos los líderes principales volverían a sus asientos si las decisiones del congreso del partido en Vysochany se declaraban inválidas y, en general, se aplazaba la convocatoria del nuevo congreso.

Tercero, garantizar el cumplimiento de los acuerdos en Čierna nad Tisoy y Bratislava sobre la lucha contra las fuerzas antisocialistas y el control sobre los medios de comunicación. Sin esto, las fuerzas aliadas no se irán, dicen, no será posible engañar a los aliados nuevamente. Además, Brezhnev planteó con firmeza estas preguntas, afirmando que la resistencia se rompería, incluso a costa del derramamiento de sangre.

En cuarto lugar, la retirada de las tropas aliadas se efectuará gradualmente. Las tropas de la URSS permanecen en Checoslovaquia, se firma un acuerdo al respecto.

Quinto, para llevar a cabo cambios de personal, pero las "fuerzas sanas" no deben sufrir.

Desde el momento de la invasión y en las conversaciones en Moscú, los líderes de Checoslovaquia adoptaron una posición defensiva, tratando de evitar enfrentamientos, derramamientos de sangre y víctimas. De manera bastante constante, afirmaron que el despliegue de tropas era un paso no provocado e injustificado que acarrearía graves consecuencias, incluso a nivel internacional. G.Gusak se adhirió a la misma posición, señalando que los objetivos establecidos por los aliados podrían lograrse por otros medios no militares.

Al decidir no retirarse en un momento difícil para el país y salvar lo que pudo haberse salvado, A. Dubcek y sus compañeros se condenaron a la firma del humillante protocolo de Moscú. (Solo F.Krigel se negó a firmarlo). Podrían incluir el acuerdo de Moscú con las reuniones plenarias de enero y mayo (1968) del Comité Central del Partido Comunista de la Unión Soviética y la promesa de retirar las fuerzas aliadas a sus éxitos relativos. Obviamente, una vez más prevalecieron las ilusiones de que se podría hacer algo en el futuro. Pero el Protocolo de Moscú y otros acuerdos definieron el marco para la "normalización" de la situación en Checoslovaquia, lo que significó una reducción de la democratización. Y en este proceso, como se confirmó rápidamente, no había lugar para A. Dubcek, J. Smrkovsky y luego O. Chernik. En abril, 1969 fue dirigido por G. Gusak, más tarde elegido presidente de Checoslovaquia. En el curso de la restauración del orden, las purgas internas, las ideas de la "Primavera de Praga" fueron anatematizadas. La mayoría de la población, después de haber experimentado las conmociones de agosto 1968 y haber visto la rendición de sus antiguos héroes, soportó la nueva situación con relativa rapidez, pero el recuerdo de la "Primavera de Praga" sobrevivió.

Para la Unión Soviética, el estrangulamiento de la "Primavera de Praga" resultó estar asociado con muchas consecuencias graves. La "victoria" imperial en 1968 se superpuso al oxígeno de las reformas, fortaleció la posición de las fuerzas dogmáticas, fortaleció las características de gran potencia en la política exterior soviética y contribuyó al fortalecimiento del estancamiento en todas las esferas.

Con el inicio de la perestroika en la URSS en amplios círculos de la sociedad checoslovaca, se reavivó la esperanza de cambio. Ideas de consonancia 1968 y 1985. fue significativo Los residentes de Praga saludaron con entusiasmo a M.Gorbachev, quien llegó en una visita a 1987. Pero el líder soviético no fue a revisar las estimaciones de 1968. Elogió a G. Gusak y apostó a M. Yakesh.

Una de las principales demandas de la revolución de terciopelo, que ganó 1989 en noviembre, fue la condena de la intervención de 1968 y la retirada de las tropas soviéticas del país.

Los líderes soviéticos, con un retraso generalmente característico de la política de M. Gorbachov, reconocieron la intervención errónea e injustificada de la URSS y sus aliados en los asuntos internos de Checoslovaquia en agosto 1968. La revaluación se escuchó en una reunión de los líderes de los países socialistas en diciembre 1989 en Moscú. El desarrollo social en Europa del Este ya estaba avanzando por un nuevo camino, las ideas de reformar el socialismo no fueron reclamadas. Pronto, el antiguo sistema de poder colapsó en la Unión Soviética.
autor:
Originador:
http://www.pseudology.org
20 comentarios
información
Estimado lector, para dejar comentarios sobre la publicación, usted debe login.
  1. Prometey
    Prometey Abril 18 2012 11: 18
    + 14
    La entrada de tropas ATS en Checoslovaquia no debe considerarse desde una perspectiva ética, sino basada en las realidades geopolíticas que existían en ese momento. Y las realidades eran tales que la posibilidad de que Checoslovaquia se retirara del departamento de policía durante la Guerra Fría alteraría el frágil equilibrio de poder imperante en Europa. Además, la URSS tenía todas las razones para no confiar en la neutralidad de los checos, que durante la Segunda Guerra Mundial eran la retaguardia confiable de la Alemania nazi, que suministraban su maquinaria militar. Por lo tanto, no había garantías de que a los checos no se les pidiera unirse a la OTAN.
    En general, este tema no es relevante para Rusia, que los checos lloren por la "primavera de Praga" y la "ocupación". Dudo que los checos se estén arrepintiendo ahora de los merodeadores del Cuerpo Checoslovaco en 1918 en Rusia.
    1. Dmitry Desnyansky
      Abril 20 2012 16: 47
      +1
      Porque Agregué este artículo entonces tengo que palear los contras.
      Tuve una conversación con una persona (comandante T-62). Entonces, según él, nuestras tropas en Praga no existían. Nuestras tropas ocuparon todas las instalaciones clave y estratégicas en la República Checa en un tiempo poco realista. Estableció el control total sobre el país sin un solo disparo durante la noche. Y a la mañana siguiente, pasaron columnas de tropas alemanas a Praga a través de la frontera con la RDA. Los alemanes pusieron las cosas en orden, no la URSS.
  2. pimienta
    pimienta Abril 18 2012 11: 29
    hasta el 10
    Al menos un artículo adecuado en el sitio sobre los eventos en Checoslovaquia, ¡bravo autor! Aunque creo que esa lectura será tachada en el sitio como provocación "liberal" y "pro-occidental" lol la URSS mostró su rostro en relación a los "aliados": la disidencia fue aplastada por los tanques.
    Simplemente no entiendo una cosa: ¿qué significa "reescribir" la historia? ¿Y quién lo escribió realmente? ¿Y por qué todos debemos adherirnos al punto de vista "oficial" de nadie sabe quién? Todo fluye, todo cambia, pero en Rusia los cánones históricos son inquebrantables - tal como se inventó y escribió durante la Unión Soviética, es ... ¿De qué tipo de negocio? ¿Quién lo decretó? La gente no es un rebaño de ovejas.
    1. Georg iv
      Georg iv Abril 18 2012 11: 49
      +5
      ¿Y por qué debemos adherirnos a este punto de vista? este V. Musatov
      ¿No está claro quién?
      El hecho de que estés sentado en tu propio país en Holanda y viertas barro sobre el pasado de tu país no te honra.
      En la misma Europa, todos los "méritos" de los monarcas del pasado, que ahogaron en sangre a los "disidentes" y libraron guerras que costaron la vida a sus súbditos, se perciben como hazañas y se les erigen monumentos y se les nombran calles. Nadie intenta arrepentirse de lo que hicieron. ¿Por qué deberíamos de repente?
      1. datur
        datur Abril 18 2012 20: 30
        +1
        Georg iv, Estoy de acuerdo con usted en todo 100 - ¡ya es aburrido que nos arrepientamos ante todos! por lo pronto vamos a venir y antes de que los mongoles para el KULIKOVSKAYA BATALLA vamos a tener que pedir perdón y aún más en la lista !!! con nadie en frente de nosotros !!!!! nunca se arrepiente !!!!! piensan que todo se hizo bien y que debería haber sido !!! y cualquier sapo y nuestros liberoides con ellos !!!
        1. CC-18a
          CC-18a Abril 19 2012 06: 31
          +1
          pero me arrepiento ... me arrepiento de que nuestros antepasados ​​fueran demasiado amables con estos cerdos desagradecidos
  3. apro
    apro Abril 18 2012 11: 34
    +6
    El artículo es regular, en las relaciones con los checos es necesario recordar que son completamente no autosuficientes. Sentados bajo los austriacos suministraron armas a nuestros oponentes en la primera guerra mundial, vestidos con cautiverio ruso, armados a nuestras expensas, quemaron aldeas siberianas. cumpliendo órdenes de la Wehrmacht. El rábano picante fue levantado con un dedo por su patria, el levantamiento de Praga es un intento de Occidente de engañar y en Stalin. Decisión absolutamente correcta del gobierno soviético de aplastar esta declaración. Los checos no pueden decidir algo por sí mismos. Y el último choque 080808 Las ciudades checas dan mataron a nuestros compatriotas como hace cien años.
    1. Prometey
      Prometey Abril 18 2012 11: 59
      +3
      Qué hacer: los propios checos hicieron un burdel paneuropeo de su país. Grosero, por supuesto, pero como es. A lo largo de su historia, solo han rechazado a los agresores unas pocas veces, durante la reforma de Jan Hus y durante la Guerra de los Siete Años, cuando resistieron a los prusianos cerca de Praga. Sí, los checos fueron traicionados en Munich en 1938 (aunque la traición fue formal), pero Hitler no habría actuado de manera tan asertiva si no hubiera estado seguro de que los checos no resistirían.
  4. AK-74-1
    AK-74-1 Abril 18 2012 11: 40
    +6
    Estos son los aliados checos. Son prostitutas. Quién paga más por eso y se fue a la cama. Sí, toda la neshnaya "Europa" entre Alemania, Austria, Italia, Bielorrusia y Rusia es una gran prostituta, que se multiplica por división.
    Y que me perdonen los habitantes adecuados de los estados transbálticos, Moldavia y Ucrania, pero la rusofobia y la adulación frente a los "valores democráticos" y el dinero estadounidense de su liderazgo político es muy repugnante y vil, especialmente en relación con nuestra historia común.
    1. guerrero
      guerrero Abril 18 2012 12: 40
      -9
      Una declaración muy extraña, teniendo en cuenta el comportamiento del oficial de Moscú. RF también es una prostituta, solo que más cara. Un poco más caro
      1. apro
        apro Abril 18 2012 14: 33
        +3
        Sí, mi país búlgaro está enfermo, pero lo curaremos.
        1. guerrero
          guerrero Abril 18 2012 16: 59
          +1
          Lamentablemente, no comparto su optimismo. La propaganda patriótica de Putin Medvedev es solo propaganda. No hay acción práctica. Durante el año pasado, sus oligarcas han transferido 35 mil millones de euros a la UE. Aparentemente no hacen ninguna conexión en su tierra natal, no creen en la propaganda del gobierno o simplemente no esperan el derrocamiento de Putin y el surgimiento del occidentalismo. Al mismo tiempo, el acercamiento con la Federación de Rusia a la UIF se paga mediante el acceso de las empresas alemanas a los principales sistemas de Rusia: ferrocarriles, puertos. Este es un sitio para equipos militares. Entonces, caballeros, enseñen a los oficiales, parte del compañero. En infantería alemana, para garrapatas en francés.
          1. apro
            apro Abril 18 2012 17: 22
            0
            Pero no quise decir el chuk y el hek, y habrá una tercera fuerza.
            1. guerrero
              guerrero Abril 18 2012 17: 50
              -1
              ¡OMS! A la derecha, skinheads a la russ, la comunidad de fuerzas aerotransportadas que se zambullen en las fuentes. Para un golpe militar, no necesitas tartamudear, ya que no veo muchos Fracs, Salazars y Pinochet en Rusia. Aunque lo sepas mejor. Tal vez el Ministerio de Emergencias? ¿Y cuando? Hoy, la prensa búlgara escribió que Putin (en búlgaro, este nombre significa Pizdin, Pelotkin o similares) aumentará los impuestos a la exportación de hidrocarburos desde Rusia. Es decir, no hay dinero. Y este tercero también ahorrará dinero. De la nada. El rearme del ejército, el desarrollo del complejo militar-industrial y la política exterior están en cuestión. Comienzan las protestas sociales y las contraprotestas. Recuerda la isla habitada de Strugatsky y es difícil ser un dios. Ese massaraksh mismo. Bueno, vendrá el tercero y lo que hará. Consciente por tres.
  5. FIMUK
    FIMUK Abril 18 2012 11: 47
    -6
    Bueno, ¿dónde están los verdaderos leninistas \ estalinistas menos el artículo?
    1. Zynaps
      Zynaps Abril 18 2012 16: 24
      +1
      Él escribe sobre sí mismo: camaradas, judíos, comunistas, miembros de Komsomol, pioneros y el Oktyabrat, no se moleste con evaluaciones positivas, menos ......
      Juraste el khan a las tiendas pintadas. Soy el zar ruso, Europa y el Reichstag.


      con una infracción tan poderosa del ganglio interaural y hacer reclamos contra otros ...
      1. FIMUK
        FIMUK Abril 18 2012 17: 09
        -1
        cariño, fuiste liberado de la prohibición ... pronto Shushinskoye te aceptará nuevamente, tomará la molestia de contener tu furia, indignación, mente o comprar un budenovka: hay un agujero en el musgo, solo saldrá el vapor.
        Atentamente.
        Amenaza en mi perfil hay un nombre y una ciudad, una breve descripción de las creencias de la vida Usted, ni siquiera tiene un nombre ...
  6. mind1954
    mind1954 Abril 18 2012 12: 16
    +2
    Con Checoslovaquia, todo estaba claro, para esto fue suficiente
    ¡mira el mapa! ¡Solo dividido, el campamento social a la mitad!
    ¡Al norte y al sur! Corredor de oeste a este!
    Con Checoslovaquia no se paró en la ceremonia! Tenemos una restauración
    ¡El capitalismo ya ha sido decidido! En la KGB en 1967 estaba
    Andropov plantado. Los preparativos para el pasto estaban en pleno apogeo.
    de todos los puestos del aparato del partido "juventud"! Fue necesario
    mantener el "status quo" para los próximos años!
    Sacó las conclusiones "correctas" de los eventos: detenido,
    absolutamente, la admisión al Partido Comunista de ingenieros es intelectual
    la vanguardia del proletariado !!! Solo aceptaron AXA y trabajadores,
    de una manera complaciente!
    ¡Nadie la recordaba en Helsinki!
  7. viruskvartirus
    viruskvartirus Abril 18 2012 12: 24
    +1
    Se rió de la foto, resulta que el Kolovrat es igual al pentáculo ... que los alemanes usaron al revés ...
  8. viruskvartirus
    viruskvartirus Abril 18 2012 12: 52
    +3
    Como dicen, cuando los diplomáticos pierden, empiezan a hablar cañones ... "Los checos descienden de los eslavos que vivieron en Bohemia, Moravia y Silesia desde el siglo VI. El primer estado eslavo existió en el territorio de la Moravia moderna (fue fundado en 622).
    Según la leyenda, el nombre de la gente proviene del nombre de Cech, quien llevó a su gente a la montaña Rzhip; hermano Rus y Lech, que supuestamente dieron origen a los pueblos eslavos checos, rus y lyakham. "Eso es ...
  9. Alexander Romanov
    Alexander Romanov Abril 18 2012 13: 05
    +5
    Leí el artículo, recordé que la República Checa está incluida en la OTAN. Escupió en la República Checa, trolls, nato y artículo. Mejor bebe cerveza
  10. Dust
    Dust Abril 18 2012 13: 20
    +3
    Todo se hizo correctamente tanto en Hungría como en Checoslovaquia: ¡solo era necesario actuar antes y presionar más!
    Y lo que fue etiquetado y tocado allí, entonces esto ...
  11. Vadim555
    Vadim555 Abril 18 2012 13: 24
    +2
    Un artículo sobre lo que era visible en la superficie.
    Lo que estaba detrás de esto en la "sombra" está realmente en el enlace.

    Verano caluroso de 1968
    http://www.youtube.com/watch?v=pXVAP4s-YJk&feature=related
  12. Strezhevchanin
    Strezhevchanin Abril 18 2012 14: 05
    +3
    Aquí sería necesario mirar los archivos de la KGB, esperamos hasta que todos analicemos esto.
  13. casquete
    casquete Abril 18 2012 14: 32
    +4
    De hecho, los intereses tribales estrechos en la mentalidad de los eslavos occidentales están presentes históricamente.
    En un momento, el Vaticano (incluso a través de las conquistas de Carlomagno) usó ampliamente esta propiedad para destruir a los eslavos occidentales con las manos del otro.
    Alentados, lutichi, vagri, Smolensk y otros no pudieron en un momento subordinar sus intereses privados a los eslavos y desaparecieron de la faz de la Tierra, dejando recuerdos sobre sí mismos solo en la toponima de Europa occidental.
    Hoy, los checos y los polacos continúan su política en la misma línea, luchando con todas sus fuerzas contra las ideas y los hechos eslavos comunes, ayudando de todas las formas a debilitar al mundo eslavo, a dividirlo y descomponerlo.
    1. Vadim555
      Vadim555 Abril 18 2012 14: 39
      +3
      Cita: kosopuz
      De hecho, los intereses tribales estrechos en la mentalidad de los eslavos occidentales están presentes históricamente


      El catolicismo es un arma poderosa contra los eslavos.
      Divide y vencerás (Al. El Grande)
  14. Pepinos De Cuenca
    Pepinos De Cuenca Abril 18 2012 15: 23
    +2
    Lo que no noté es que en 1945 alguien estaba en contra de la entrada de las tropas soviéticas en Checoslovaquia y Hungría para liberarse de los nazis. Entonces, cuando lo necesitaban, se encontraban con los soldados rusos con alegría, y cuando la vida mejoró, ¡entonces ellos "enviaron al infierno"! ¡Tanques en las calles! ¡Así no se hacen las cosas!
    1. Dust
      Dust Abril 18 2012 17: 47
      +4
      En Balaton, los húngaros "se regocijaron", como dicen, estaban a la par con los hombres de las SS ...
  15. vostok
    vostok Abril 18 2012 16: 18
    +3
    En la Segunda Guerra Mundial, perdimos a casi 30 millones de nuestros ciudadanos, y Europa del Este cayó bajo los nazis en dos semanas e incluso los ayudó a recordar las divisiones rumanas y húngaras en la guerra. ¿Y qué querían que les dejáramos ir rápidamente?
  16. 101
    101 Abril 18 2012 17: 01
    +7
    Es amargo darse cuenta, pero es obvio que hicimos todo mal. De lo contrario, Europa estaría bajo nosotros. Y ahora está bajo los Estados. Entonces, haga una conclusión de quién hizo lo correcto y quién no.
    1. Dust
      Dust Abril 18 2012 17: 49
      +4
      ¿Y quién lo dejó ir? Ellos mismos no soñaron con eso, consideren que los patearon a América ...
  17. Gleb
    Gleb Abril 18 2012 18: 12
    +4
    El famoso jugador de hockey checo Jaromir Jagr juega toda su carrera en el número 68
    Según el atleta, eligió este número en protesta por los acontecimientos de 1968, cuando murió su abuelo.
    - "No llevo un suéter con el número 68 porque tengo una mala actitud hacia los rusos. No, tomé el número 68 porque odio a los comunistas. Son dos cosas diferentes".
  18. Ratibor12
    Ratibor12 Abril 18 2012 21: 46
    +6
    En la noche del 21 de agosto, los checos en la frontera con la OTAN no tenían un solo guardia fronterizo y se levantaron las barreras. Columnas de tropas de la OTAN se preparaban para ingresar al territorio de Checoslovaquia. La nuestra se adelantó a ellos. Al ver a los tanques soviéticos apresurarse a toda velocidad, la OTAN se volvió y se lanzó a lo largo de las aceras.
    Una de las unidades de paracaidistas aterrizó en Austria, el avión aterrizó directamente en la carretera. Llegó un policía austríaco. "¡Caballeros, esto es Austria!" - Decidió que las enseñanzas están en marcha. "¿Cómo está Austria? ¡¡Checoslovaquia !!!" "¡No caballeros! ¡Austria!" ¡Tu madre! ¡Europa apretada! ¡Un par de kilómetros aquí y allá y ya otro país! Como resultado, los paracaidistas abordaron el avión y partieron hacia su destino.
    Cuando los militares soviéticos ocupaban las oficinas de correos, uno de los oficiales solía repetir constantemente la misma frase: "¡Hola! ¡Somos de la Unión Soviética! (Pausa teatral) ¡El teléfono no funciona! ¡El telégrafo no funciona! ¡El correo no funciona!"

    ¡La operación militar funcionó perfectamente! Y no lo terminaron con la población. Los estadounidenses tienen lo contrario: el lavado de cerebro y la propaganda están bien establecidos, pero la capacidad de luchar no es muy buena. Bueno, entonces quién, qué está bombeando! guiño
  19. La horda
    La horda Abril 18 2012 22: 05
    +1
    camaradas usuarios del foro! el artículo no refleja ninguna realidad, esta versión de los acontecimientos checos tras el colapso de la URSS .Quien quiera saber la VERDAD, ven aquí, aquí y "Primavera de Praga" y mucho, qué más.

    http://rutube.ru/tracks/3630261.html
  20. obispoXhc
    obispoXhc Abril 1 2014 17: 43
    0
    Gracias al autor Resulta que en este sitio, además de interesantes revisiones de equipos y armas, es raro un intento de análisis objetivo sobrio. Es cierto, desafortunadamente, solo en materiales bastante antiguos se pueden encontrar tales artículos.
  21. Gorila
    Gorila 9 marzo 2018 14: 19
    + 15
    artículo interesante