Military Review

Sistema de misiles antiaéreos C-25: "Golden Eagle" en la guardia de la capital

6
En la segunda mitad de los años cuarenta, los diseñadores de aviones de los principales países comenzaron a crear nuevos aviones con motores a reacción. Un nuevo tipo de planta de energía permitió aumentar significativamente las características de los aviones. La aparición y el desarrollo activo de reactivos aviación se convirtió en motivo de preocupación para los diseñadores de sistemas antiaéreos. Los últimos y prometedores cañones antiaéreos ya no podían lidiar efectivamente con objetivos de alta velocidad a gran altitud, lo que requería un enfoque diferente para la creación de sistemas de defensa aérea. La única forma de salir de esta situación eran los misiles guiados.


Sistema de misiles antiaéreos C-25: "Golden Eagle" en la guardia de la capital
Máquinas de transporte y carga del sistema de misiles antiaéreos C-25 con misiles B-300 en un desfile en Moscú


El liderazgo militar y político de la URSS estaba bien al tanto de los riesgos asociados con el desarrollo de aviones bombarderos, lo que resultó en un decreto correspondiente del Consejo de Ministros. El documento de 9 de agosto 1950 se solicitó en el menor tiempo posible para crear un sistema de misiles antiaéreos capaz de proporcionar una defensa aérea eficaz de una gran ciudad. Moscú iba a ser el primer objeto protegido, y más tarde se suponía que desplegaría el sistema de defensa aérea de Leningrado. El contratista especial No.1 (SB-1), ahora el Buró de Diseño del Estado de Almaz-Antey, fue nombrado contratista principal. Los gerentes de proyecto fueron S.L. Beria y P.N. Kuksenko. Por las primeras letras de los apellidos de los líderes, el proyecto se llamó "Golden Eagle". Varias otras organizaciones participaron en el desarrollo de varios elementos del sistema de misiles de defensa aérea de largo alcance.

De acuerdo con las versiones anteriores del proyecto, varios elementos básicos debían incluirse en el sistema de defensa aérea de Berkut. A una distancia de aproximadamente 25-30 y 200-250 km de Moscú, se propuso colocar dos anillos del sistema de detección de radar. La base de este sistema era la estación "Kama". Se utilizarían dos radares de guía B-200 para controlar los misiles antiaéreos. Se suponía que debía golpear aviones enemigos con la ayuda de misiles guiados B-300. Las posiciones de lanzamiento de los misiles se ubicarían cerca de las estaciones de guía de radar.

Según los datos disponibles, se suponía que el complejo de Berkut debía incluir no solo el misil, sino también el componente de aviación. Durante algún tiempo, se llevó a cabo el desarrollo de un avión interceptor basado en el bombardero Tu-4. El interceptor debía transportar misiles aire-aire G-300. El desarrollo del componente de aviación del sistema Berkut cesó en las primeras etapas del proyecto. Según algunos datos, también se planificó crear un avión de radar de alerta temprana basado en el Tu-4. Al parecer, este proyecto se mantuvo en la etapa de estudios preliminares.


Radar de guiado C-200 B-25


De acuerdo con los términos de referencia, el sistema de misiles de la defensa aérea de Berkut debía garantizar la defensa de Moscú contra un ataque aéreo masivo del enemigo. El número máximo de aeronaves involucradas en el ataque se estableció al nivel de las unidades 1000. Los misiles del complejo debían golpear objetivos que volaban a velocidades de hasta 1200 km / h a una distancia de hasta 35 km y altitudes de 3-25 km. El cumplimiento de dichos requisitos permitió proteger de forma segura el capital de cualquier ataque masivo utilizando bombarderos modernos y prometedores de largo alcance de un enemigo potencial.

El misil guiado B-300 formaría parte del sistema de defensa aérea de Berkut. El desarrollo de esta munición fue encargado por OKB-301 bajo la dirección de S.A. Lavochkin La tarea técnica necesaria para crear un cohete con una masa de lanzamiento de no más de 1000 kg, capaz de golpear objetivos a una distancia de hasta 30 km y en altitudes de hasta 25 km. Ya los primeros cálculos mostraron que el nivel actual de desarrollo de la ciencia y la tecnología no permitirá cumplir con tales requisitos. Al fallar alrededor de los medidores 50-75 (como las capacidades del equipo de control propuesto), se requería una unidad de combate con una masa de al menos 250-260 kg. Otro 170 kg pesó el equipo, debido a lo cual los elementos estructurales del cohete, el motor y el combustible permanecieron un poco más que 500 kg. Todo esto no permitió cumplir con los requisitos especificados para el alcance y la altura de la destrucción del objetivo.

El cumplimiento garantizado del cohete con los requisitos se aseguró solo con un peso inicial de más de 3,5 toneladas. Habiendo recibido la aprobación, los empleados de OKB-301 comenzaron a desarrollar dos variantes del cohete B-300. La primera opción implicó la creación de un cohete de una sola etapa con un peso inicial de 3,4 toneladas y una duración de vuelo de 60 segundos. Además, se propuso un cohete de dos etapas con un acelerador de combustible sólido (1,2 t) y una etapa de marcha que pesa alrededor de 2,2 t. De acuerdo con los resultados de la comparación, se eligió una opción de una sola etapa.

El cohete B-300 terminado (índice de fábrica "producto 205") tenía una longitud total de aproximadamente 11,45 m, un cuerpo con un diámetro de 650 mm y un peso inicial de 3,58 t. En la nariz del cohete había timones de aire en forma de X, en el medio - alas en forma de X con alerones. En la cola del cohete, proporcionaron timones de gas adicionales necesarios para el control en los primeros segundos del vuelo. El motor líquido para el cohete B-300 se desarrolló en el OKB-2 NII-88 bajo la supervisión de A.I. Isaeva. El motor desarrolló una tracción de hasta 9000 kg. Para simplificar el diseño del cohete, el motor estaba equipado con un sistema de inyección de combustible con un acumulador de presión de aire.

El cohete del sistema de misiles de defensa aérea Berkut estaba equipado con un sistema de comando y control de radio. Los elementos básicos del complejo eran monitorear el movimiento del objetivo y los misiles, procesar la información recibida y desarrollar los comandos para la munición guiada. El cohete B-300 estaba equipado con una ojiva de fragmentación altamente explosiva E-600 capaz de golpear objetivos a una distancia de hasta metros 70-75. La ojiva estaba equipada con un radio-explosivo sin contacto. Se sabe sobre el desarrollo de una ojiva acumulativa.


Misiles B-300 en posiciones de lanzamiento


Se suponía que el cohete debía lanzarse verticalmente con un lanzador especial. La mesa de lanzamiento para misiles guiados era una estructura metálica relativamente simple con un conjunto de soportes para un cohete. El equipo de tierra y el cohete se conectaron por cable a través de un conector de liberación rápida. El cohete debía montarse en la mesa de lanzamiento con la ayuda de un carro de transporte especial con un mecanismo de elevación.

Para la detección de objetivos aéreos se podría utilizar cualquier radar disponible en las tropas. Los objetivos de acompañamiento y los misiles de guía deben llevarse a cabo utilizando el radar B-200. Un rasgo característico de la estación de antena de acero B-200 de forma poligonal. Las antenas consistían en dos formadores de haz trihedral. El radar B-200 estaba equipado con dos antenas de este tipo: azimut y elevación. El primero fue 8 m de ancho, el segundo 9 m de ancho. En constante rotación, cada antena exploró un sector de 60 ° de ancho. El ancho del haz fue 1 °.

El radar B-200 también fue designado por la abreviatura CRN - "Radar de guía central", ya que estaba destinado a controlar un misil antiaéreo. El CRR tenía canales de disparo 20, cada uno de los cuales se realizó como una unidad separada de equipo de computación. Los canales de disparo de cada radar B-200 se redujeron a cuatro grupos, cada uno de los cuales estaba equipado con su propia antena de transmisión de comandos.

A fines de julio, 1951, poco menos de un año después del inicio del trabajo, tuvo lugar el primer lanzamiento del cohete B-300 en el sitio de prueba de Kapustin Yar. Los productos experimentales se lanzaron en posición vertical desde la plataforma de lanzamiento. Los tres primeros lanzamientos de prueba se diseñaron para probar el funcionamiento de los sistemas de cohetes en las etapas iniciales del vuelo. Tres veces seguidas, los cohetes experimentados normalmente se levantaban de la plataforma de lanzamiento, arrojaban rápidamente los timones de gasolina y también mostraban las características correspondientes a los calculados. Los siguientes cinco lanzamientos de prueba estaban destinados a probar el sistema de declinación en el plano vertical utilizando timones de gas. En esta serie, solo el segundo inicio transcurrió sin problemas.





Un estudio de los resultados de los lanzamientos de prueba permitió establecer que el hardware del cohete y las líneas de cable a tierra eran responsables de las cuatro fallas de las pruebas. A fines de agosto y principios de septiembre, el X-NUMX del sistema de cohetes B-51 se probó en el stand de la Planta No. 300, lo que pronto permitió reanudar las pruebas de vuelo. Desde septiembre 301 hasta octubre 19, 5 se llevaron a cabo más lanzamientos de prueba. En noviembre-diciembre, realizaron la última serie de lanzamientos de prueba de la primera etapa de pruebas de vuelo. Del 10 lanzado, los misiles 12 llevaban un conjunto completo de equipos, y 4 equipado con fusibles de radio. Una serie de lanzamientos de 2 evitaron problemas serios, pero el ajuste del cohete continuó.

La cuarta, quinta y sexta serie de lanzamientos, llevados a cabo en el año 1952, tenían como objetivo desarrollar varios elementos del equipo de cohetes, principalmente sistemas radioelectrónicos. Hasta el final de 52, se llevaron a cabo dos series más de lanzamientos, en los que se utilizó el radar B-200. En la novena y décima serie de lanzamientos de prueba (1953), se utilizaron misiles producidos por plantas en serie. El resultado de diez series de lanzamientos de prueba fue la recomendación para el inicio de la producción en masa del nuevo cohete y otros elementos del nuevo complejo antiaéreo Berkut.

La producción en serie de misiles B-300 se llevó a cabo en las plantas No. XXUMX, No. XXUMX y No. XXUMX. Hasta el final de 41, la industria logró fabricar sobre misiles 82. Poco después de la aparición del pedido para iniciar la producción en masa, el proyecto Berkut recibió una nueva designación: C-464. El nuevo gerente de proyecto fue A.A. Raspletin.

Al final de la primavera, 1953 pasó nuevas pruebas, cuyo propósito era determinar las características reales de un sistema de misiles antiaéreos. Los aviones Tu-4 e Il-28 convertidos se utilizaron como objetivos. Al atacar objetivos como el Tu-4, los artilleros antiaéreos dispararon simultáneamente contra dos objetivos. Uno de los bombarderos convertidos fue alcanzado por el primer misil, y el segundo fue volado cerca de un blanco en llamas. En la destrucción de los otros tres aviones tomó de uno a tres misiles. Al disparar a objetivos Il-28, un avión fue destruido por un cohete y otros tres por dos.

El despliegue de la defensa aérea de Moscú basada en el sistema de defensa aérea C-25 resultó ser una tarea extremadamente difícil. Para garantizar el funcionamiento más eficiente del sistema, se decidió crear dos anillos de defensa alrededor de la capital: uno en 85-90 km desde el centro de Moscú, y el otro en 45-50 km. El anillo exterior estaba destinado a destruir la mayor parte de las aeronaves enemigas atacantes, mientras que el anillo interior era derribar a los bombarderos. La construcción de las posiciones para los ADMS C-25 se llevó a cabo de 1953 a 1958 por año. Alrededor de Moscú se construyeron dos carreteras de circunvalación y una extensa red de carreteras para el mantenimiento de los sistemas antiaéreos. En total, los regimientos de misiles antiaéreos 56 se desplegaron alrededor de Moscú: 22 en el anillo interior y 34 en el exterior.

Las posiciones de cada uno de los regímenes 56 permitieron desplegar lanzadores 60 con misiles antiaéreos. Por lo tanto, los misiles 3360 podrían estar en servicio al mismo tiempo. Al usar tres misiles en un objetivo, el sistema de defensa aérea C-25 pudo repeler un ataque de miles de aviones enemigos. Según algunos informes, cada regimiento tenía tres misiles B-300 con una ojiva especial con una potencia de kilotones 20. Un misil de este tipo seguramente podría destruir todos los aviones enemigos dentro de 1 km desde el punto de explosión y dañar seriamente a aquellos a una distancia mayor.

A mediados de los años sesenta, el sistema de defensa aérea C-25 pasó por una modernización importante, como resultado de lo cual se agregó la letra "M" a su nombre. Las modificaciones más grandes fueron sometidas a la guía de radar central B-200. Todos los dispositivos electromecánicos utilizados en él fueron reemplazados por dispositivos electrónicos. Esto tiene un efecto positivo en las características de la guía del radar. Además, el sistema C-25M SAM recibió un cohete actualizado con un nuevo equipo radioelectrónico. El nuevo cohete podría alcanzar objetivos en rangos de hasta 40 km y una altitud de 1,5 a 30 km.

7 Noviembre 1960, el cohete B-300, se mostró por primera vez al público en general. Varios productos de este tipo fueron transportados en tractores en la Plaza Roja. Hasta mediados de los años ochenta, los misiles B-300 estaban presentes en cada desfile militar. Durante más de dos décadas, más de 32 mil misiles B-300 fueron entregados a los regimientos de defensa aérea que defienden Moscú. Durante mucho tiempo, estos productos siguieron siendo el tipo más difundido de misiles guiados en la URSS.

La creación del complejo C-25 "Berkut" y el despliegue del sistema de defensa aérea de Moscú se convirtieron en el primer proyecto nacional exitoso en el campo de los sistemas de misiles antiaéreos, y el cohete B-300 se convirtió en el primer producto serial soviético de su clase. Al igual que con cualquier primer desarrollo, el sistema de defensa aérea C-25 tenía algunos inconvenientes. En primer lugar, las dudas se debieron a la estabilidad del complejo con respecto a los medios de guerra electrónica, que apareció poco después de su lanzamiento. Además, una solución ambigua era la distribución uniforme de cohetes alrededor de Moscú sin tener en cuenta el aumento de los riesgos de ataque desde el norte y el oeste. Finalmente, el despliegue del sistema de defensa aérea de la ciudad más grande del país fue un proyecto extremadamente costoso. Originalmente estaba pensado para construir dos sistemas de defensa aérea basados ​​en el complejo C-25: alrededor de Moscú y alrededor de Leningrado. Sin embargo, el costo colosal del proyecto condujo en última instancia al hecho de que solo uno de esos sistemas se puso en servicio, y la construcción del segundo se canceló.

Los misiles B-300 y sus modificaciones defendieron el cielo de Moscú y la región de Moscú hasta los años ochenta. Con el advenimiento de los nuevos sistemas C-300P, los sistemas obsoletos comenzaron a retirarse gradualmente del servicio. A mediados de los años ochenta, todos los regimientos de la defensa aérea de Moscú cambiaron a la nueva tecnología. La alta eficiencia de las nuevas estaciones de radar y los sistemas antiaéreos, así como el desarrollo de la defensa aérea en todo el país, permitieron una protección más efectiva de la capital y las áreas circundantes.


Residencia en:
http://pvo.guns.ru/
http://otvaga2004.ru/
Vasilin N.Ya., Gurinovich A.L. Sistemas de misiles antiaéreos. - Minsk: Popurri LLC, 2002
autor:
6 comentarios
información
Estimado lector, para dejar comentarios sobre la publicación, usted debe login.
  1. Civil
    Civil Abril 10 2014 08: 47
    +4
    Los pobres, en ruinas después de la Segunda Guerra Mundial, los países son desarrollos tan avanzados, esto no es gas y petróleo para un enemigo potencial para vender y equipar las ciudades con centros comerciales.
    1. Rayo
      Rayo Abril 15 2014 21: 44
      0
      Cita: Civil
      Un país pobre y en ruinas después de la Segunda Guerra Mundial, los países son desarrollos tan avanzados,
      se olvidó de agregar --- el país del ganador en el que a priori no podía haber nada detrás del país debido al derrocamiento, sin embargo, fue tal cosa que aplastaron por el complejo de razones, la superioridad del potencial económico general y, a veces, el heroísmo puro del soldado. Y el hecho de que obtuvimos el equipo de producción y la suma de lo avanzado tecnólogos e ingenieros (los dviguns de Kuznetsov (como el más cercano) valen la pena. ZY. En mi unidad funcionaba un aserradero del ejército. Todos estaban contentos con él, especialmente en la fábrica, que, digamos, estaba vendiendo sus productos al residente de verano local) En la cama de la abuela, obodudovaniya lucía un letrero: la esvástica alemana, el nombre de la empresa, el nombre de la ciudad y el dios ... Pero siempre, por alguna razón, apoteshalis: 1941
  2. Denis
    Denis Abril 10 2014 09: 03
    +2
    Durante algún tiempo, se llevó a cabo el desarrollo de un avión interceptor basado en el bombardero Tu-4. El interceptor debía transportar misiles aire-aire G-300. El desarrollo del componente de aviación del sistema Berkut se detuvo en las primeras etapas del proyecto. Según algunos informes, sobre la base del Tu-4 también se planeó crear un avión de detección de radar de largo alcance. Aparentemente, este proyecto se mantuvo en la etapa de investigación preliminar.
    El sistema DLRO se implementó más tarde en el Tu-126
    Sí, y el sistema basado en el aire mismo era prohibitivamente difícil para la aeronave.
    El sistema de defensa aérea de Bercut debía incluir el misil guiado B-300. El desarrollo de esta munición fue confiado a OKB-301 bajo la dirección de S.A. Lavochkina Los términos de referencia requerían la creación de un cohete con una masa de lanzamiento de no más de 1000 kg, capaz de alcanzar objetivos a distancias de hasta 30 km y en altitudes de hasta 25 km. Ya los primeros cálculos mostraron que el nivel actual de desarrollo de la ciencia y la tecnología no permitiría que se cumplan dichos requisitos. Con una falta de unos medidores 50-75 (tales como las capacidades del equipo de control propuesto), se requirió una cabeza de guerra que pesara al menos 250-260 kg. El equipo pesó otros 170 kg, debido a lo cual quedaba un poco más de 500 kg en los elementos estructurales del cohete, el motor y el combustible. Todo esto no permitió cumplir los requisitos especificados para el alcance y la altura de la destrucción del objetivo
    Intenté publicar
    Uno de los proyectos exóticos basados ​​en el Tu-4 puede llamarse un intento de crear sobre la base del avión de defensa aérea G-310 equipado con misiles antiaéreos 4 (dos encima de cada consola de ala) del tipo G-300 (una versión más pequeña del 205 SAM), que se convirtió en la base Sistema de defensa terrestre de Moscú a principios de 50-s. Este complejo se conoce como S-25 "Golden Eagle"
    Pero todo era por un lugar de tierra
  3. Amapola
    Amapola Abril 10 2014 09: 34
    +5
    "un rasgo característico de la antena de una forma característica" - era necesario escribir "antena característica de una forma característica" lengua
  4. Nickanor
    Nickanor Abril 10 2014 09: 42
    +2
    Desafortunadamente, en este momento la mayoría de los objetos S-25 están completamente destruidos o en un estado extremadamente deprimente.
  5. silberwolf88
    silberwolf88 Abril 27 2014 18: 35
    0
    Una extraña impresión ... por qué en la sección de Fuerzas de misiles estratégicos un artículo sobre sistemas de defensa aérea.