Military Review

El sistema de defensa de misiles "Sistema" A "

9
La aparición y el desarrollo de misiles balísticos llevaron a la necesidad de crear sistemas de protección contra ellos. Ya a mediados de los años cincuenta en nuestro país, se comenzó a trabajar en el estudio del tema de la defensa antimisiles, que a principios de la próxima década condujo a la solución exitosa del problema. El Sistema A fue el primer sistema antimisiles doméstico que demostró sus capacidades en la práctica.


Una propuesta para crear un nuevo sistema de defensa de misiles apareció en medio de 1953, después de lo cual comenzaron las disputas en varios niveles. Parte de los especialistas de la industria de la defensa y el liderazgo militar apoyaron la nueva idea, mientras que otros comandantes y científicos dudaron que la tarea se pudiera realizar. Sin embargo, los partidarios de la nueva idea todavía lograron ganar. Al final de 1953, se organizó un laboratorio especial para el estudio de problemas de defensa de misiles. A comienzos de 1955, el laboratorio había desarrollado un concepto preliminar, sobre el cual se propuso realizar un trabajo adicional. En julio del mismo año, el Ministro de Industria de Defensa emitió una orden para comenzar a desarrollar un nuevo complejo.

SKB-1 se asignó específicamente para el trabajo necesario de KB-30. La tarea de esta organización fue la coordinación general del proyecto y el desarrollo de los componentes principales del nuevo complejo. Durante los primeros meses de su existencia, SKB-30 se dedicó a dar forma al aspecto general del nuevo complejo. Al comienzo de 1956, se propuso un diseño conceptual del complejo, que determinó la composición de sus principales herramientas y principios operativos.

El sistema de defensa de misiles "Sistema" A "
El cohete B-1000 en el lanzador SP-71M, que es un monumento. Foto Militaryrussia.ru


De acuerdo con los resultados del estudio de las capacidades existentes, se decidió abandonar el principio de los antimisiles locales. Las tecnologías de ese tiempo no permitieron el desarrollo de equipos compactos con las características requeridas para la instalación en un cohete. Todas las operaciones para buscar objetivos y controlar el antimisil se deberían haber realizado utilizando las instalaciones del complejo situadas en tierra. Además, se determinó que la intercepción del objetivo debería llevarse a cabo a una altitud de 25 km, lo que permitió prescindir del desarrollo de equipos y técnicas completamente nuevos.

En el verano de 1956, se aprobó el borrador del diseño del sistema antimisiles, después de lo cual el Comité Central del PCUS decidió comenzar a desarrollar un complejo experimental. El complejo recibió el símbolo "Sistema" A, el diseñador principal del proyecto fue nombrado G.V. Kisunko. El propósito de SKB-30 era ahora la finalización del proyecto con la construcción posterior de un complejo experimental en un nuevo sitio de prueba en el área del lago Balkhash.

La complejidad de la tarea afectó la composición del complejo. En el sistema "A", se propuso incluir varios objetos de diversos propósitos, que eran para realizar ciertas tareas, desde la búsqueda de objetivos hasta la destrucción de objetivos. Para desarrollar varios elementos del complejo, varias organizaciones de la industria de defensa de terceros participaron.

Para la detección de blancos balísticos en aproximación se propuso utilizar una estación de radar con las características correspondientes. Pronto para este propósito para el sistema "A" se desarrolló el radar "Danube-2". También se propuso utilizar tres radares guiados de precisión (RTN), que incluían estaciones para determinar las coordenadas del objetivo y los antimisiles. Se propuso controlar el interceptor utilizando la salida de radar y el antimisil de observación, combinado con la estación de transmisión de comando. Se propuso derrotar a los objetivos utilizando misiles B-1000 lanzados desde las instalaciones apropiadas. Todas las instalaciones del complejo debían combinarse con la ayuda de sistemas de comunicación y estar controladas por una estación central de computación.


Una de las estaciones de RTN. Photo Defendingrussia.ru


Inicialmente, el radar "Danube-2", creado por SRI-108, se convertiría en el principal medio para detectar objetos potencialmente peligrosos. La estación consistía en dos bloques separados ubicados a una distancia de 1 km entre sí. Uno de los bloques era una parte de transmisión, el otro, uno de recepción. El rango de detección de misiles de mediano alcance, como el ruso P-12, alcanzó 1500 km. Las coordenadas del objetivo se determinaron con la precisión de 1 km en el rango y 0,5 ° en azimut.

También se desarrolló un sistema de detección alternativo en forma de un radar DSS. En contraste con el sistema "Danube-2", todos los elementos de la CSO se montaron en el mismo edificio. Además, con el tiempo, fue posible proporcionar cierto crecimiento de las características principales en comparación con la estación base.

Para determinar con precisión las coordenadas del misil y el objetivo, se propuso utilizar tres estaciones de radar PTN, desarrolladas en NIIRP. Estos sistemas estaban equipados con dos tipos de antenas de espejo de giro completo con accionamientos mecánicos, que se conectaban a dos estaciones separadas para rastrear el objetivo y el antimisil. Las coordenadas del objetivo se determinaron utilizando la estación PC-10, y el sistema PC-11 fue responsable de rastrear el misil. Las estaciones RTN deben construirse en el sitio de prueba a una distancia de 150 km entre sí de manera que formen un triángulo equilátero. En el centro de este triángulo estaba el objetivo de los misiles interceptados.

Las estaciones de RTN tenían que operar en el rango de centímetros. Alcance de detección de objetos alcanzado 700 km. La precisión estimada de la medición de la distancia al objeto alcanzó 5 m.

La estación central de computación del sistema "A", que era responsable de administrar todas las instalaciones del complejo, estaba basada en la computadora electrónica M-40 (designación alternativa 40-CEC). Una computadora con una velocidad de 40 mil operaciones por segundo pudo rastrear y rastrear ocho objetivos balísticos simultáneamente. Además, tenía que desarrollar equipos para PTN y antimisiles, controlando estos últimos hasta el momento de golpear el objetivo.


Radar de antena P-11. Photo Defendingrussia.ru


Como medio de golpear objetivos, se desarrolló un misil guiado B-1000. Era un producto de dos etapas con un motor de arranque de combustible sólido y una etapa de marcha con propulsión líquida. El cohete fue construido en un esquema bicalyber y equipado con un conjunto de aviones. Así, la etapa de marcha estaba equipada con un conjunto de alas y timones de diseño en forma de X, y se proporcionaron tres estabilizadores en el acelerador de arranque. En las primeras etapas de las pruebas, el cohete B-1000 se usó en una versión modificada. En lugar de una etapa inicial especial, estaba equipado con un bloque de varios aceleradores de combustible sólido de la estructura existente.

El control del cohete debía ser realizado por el piloto automático del APV-1000 con corrección de rumbo para los comandos desde tierra. La tarea del piloto automático era rastrear la posición del cohete y emitir comandos a los engranajes de dirección neumática. En una cierta etapa del proyecto, se inició el desarrollo de sistemas alternativos de control de misiles con radar y cabezas térmicas.

Para el antimisil B-1000 desarrolló unidades de combate de varios tipos. Varios equipos de diseño intentaron resolver el problema de crear un sistema de fragmentación altamente explosivo capaz de golpear de manera efectiva a los objetivos balísticos con su completa destrucción. La alta tasa de convergencia del objetivo y los misiles antimisiles, así como una serie de otros factores, obstaculizó gravemente la destrucción del objeto peligroso. Además, era necesario eliminar el posible socavamiento de la ojiva nuclear del objetivo. El trabajo dio lugar a varias versiones de la ojiva con diferentes elementos llamativos y cargas. Además, se propuso una unidad de combate especial.

El misil B-1000 tenía una longitud de 15 my una envergadura máxima de más de 4 M. El peso de lanzamiento era 8785 kg con una plataforma de lanzamiento que pesaba 3 t. La masa de la ojiva era 500 kg. Los requisitos técnicos para el proyecto solicitaron un rango de disparo de al menos 55 km. El rango de intercepción real alcanzó 150 km con el rango de vuelo máximo posible a 300 km. Los motores de combustible sólido y líquido de dos etapas permitieron al cohete volar a una velocidad promedio del orden de 1 km / sy acelerar a 1,5 km / s. La intercepción del objetivo se llevaría a cabo en altitudes de aproximadamente 25 km.

Para lanzar el cohete, el lanzador SP-71M fue desarrollado con la posibilidad de apuntar en dos planos. El inicio se realizó con una breve guía. En las posiciones de combate podrían colocarse varios lanzadores, controlados por un sistema central de computación.


Cohete B-1000 en una configuración para pruebas de lanzamiento (arriba) y en una modificación serial completa (abajo). Figura Militaryrussia.ru


El proceso de detección de un objeto peligroso y su posterior destrucción debería haber sido el siguiente. La tarea del radar "Danube-2" o CSO fue rastrear el espacio y la búsqueda de objetivos balísticos. Después de encontrar el objetivo, los datos sobre él deben transmitirse a la estación central de computación. Después de procesar los datos recibidos, la computadora M-40 dio el comando para PTH, según el cual comenzaron a determinar las coordenadas exactas del objetivo. Con la ayuda de PTH, el sistema "A" calculó la ubicación exacta del objetivo utilizado en otros cálculos.

Una vez determinada la trayectoria prolongada del objetivo, el centro tendría que dar la orden de retirar los lanzadores y lanzar cohetes en el momento adecuado. Se propuso controlar el cohete con la ayuda de un piloto automático con corrección de los comandos desde el suelo. Al mismo tiempo, las estaciones RTN deberían haber monitoreado tanto el objetivo como el misil antibalístico, y el PBC debería determinar las enmiendas necesarias. Los comandos de control de cohetes fueron transmitidos usando una estación especial. Al acercarse el cohete al punto preventivo del sistema de control, se dio una orden para socavar la ojiva. Cuando se formó un campo de fragmentos o explotó la parte nuclear, el objetivo debería haber recibido un daño fatal.

Poco después del lanzamiento de la resolución sobre el inicio de la construcción del complejo experimental en aproximadamente. Balkhash en la RSS de Kazajstán comenzó los trabajos de construcción. La tarea de los constructores era la disposición de muchas posiciones y objetos diferentes para diversos propósitos. La construcción de instalaciones e instalación de equipos continuó durante varios años. En este caso, las pruebas de los medios individuales del sistema "A" se realizaron a medida que se completaban. Al mismo tiempo, algunas inspecciones de elementos individuales del complejo se llevaron a cabo en otros sitios.

En 1957, tuvieron lugar los primeros lanzamientos de modelos especiales de cohetes B-1000, que se distinguieron por un diseño simplificado. Hasta febrero 1960, los lanzamientos de misiles 25 se realizaron utilizando solo el piloto automático, sin control desde tierra. En el curso de estas comprobaciones, fue posible garantizar que el cohete se elevó a una altura de hasta 15 km y se aceleró a velocidades máximas.

Al comienzo de 1960, se completó la construcción de un radar de detección de blancos y misiles de lanzamiento para antimisiles. Pronto se completaron y montaron RTN. En el verano del mismo año, comenzaron las inspecciones de las estaciones Danube-2 y RTN, durante las cuales se rastrearon y rastrearon varios tipos de misiles balísticos. Sin embargo, algunos trabajos se llevaron a cabo anteriormente.


Lanzamisiles antimisiles. Foto Pvo.guns.ru


La finalización de la construcción de los sistemas principales del complejo permitió el inicio de pruebas completas con lanzamientos de misiles y control de control de radio de ellos. Además, en la primera mitad de 1960, comenzaron las intercepciones de entrenamiento de prueba. Según los informes, en mayo 12 lanzó por primera vez el antimisil B-1000 en un misil balístico de mediano alcance. Por varias razones, el inicio falló.

En noviembre, 1960 tuvo dos nuevos intentos de disparar un misil interceptor a un objetivo balístico. La primera prueba de este tipo falló porque el cohete P-5 no alcanzó el sitio de prueba. El segundo lanzamiento no terminó con la derrota del objetivo debido al uso de una ojiva no estándar. En este caso, dos misiles se dispersaron a una distancia de varias decenas de metros, lo que nos permitió esperar una derrota exitosa del objetivo.

A principios de 1961, fue posible llevar a cabo las mejoras necesarias en el diseño de los productos y los algoritmos de su trabajo, lo que hizo posible lograr la efectividad requerida para alcanzar objetivos balísticos. Debido a esto, la mayoría de los lanzamientos posteriores del 61 del año terminaron con la exitosa derrota de misiles balísticos de varios tipos.

De particular interés son los cinco lanzamientos de cohetes B-1000, realizados a fines de octubre en 1961 y en otoño de 1962. Como parte de la Operación K, varios misiles fueron disparados con unidades especiales de combate. Las explosiones de unidades de combate se llevaron a cabo a altitudes de 80, 150 y 300 km. También supervisó los resultados de una detonación a gran altura de una ojiva nuclear y su impacto en varios sistemas antimisiles. Por lo tanto, se encontró que los sistemas de comunicación de relé de radio del complejo "A" no detienen su trabajo cuando se exponen a un pulso electromagnético. Las estaciones de radar, a su vez, detuvieron su trabajo. Los sistemas de rango del medidor se apagaron durante decenas de minutos, otros por un tiempo más corto.


Destrucción del misil balístico P-1000 por el interceptor B-12, cuadros tomados a intervalos 5 de milisegundos. Foto de Wikimedia Commons


Las pruebas del "Sistema" A "mostraron la posibilidad fundamental de crear un sistema de defensa antimisiles capaz de interceptar misiles balísticos de mediano alcance. Tales resultados permitieron el desarrollo de complejos avanzados de defensa de misiles con características mejoradas que podrían usarse para proteger áreas importantes del país. Otros trabajos sobre el complejo "A" al mismo tiempo se consideraron no adecuados.

El quinto lanzamiento en el marco de la Operación K resultó ser el último uso de los misiles B-1000. En el curso de las inspecciones, los misiles antimisiles 84 se usaron en varias versiones, diferentes entre sí en equipos, motores, etc. Además, en diferentes etapas de prueba, se probaron unidades de combate de varios tipos.

Al final de 1962, se suspendió todo el trabajo en el proyecto "Sistema“ A ”. Este proyecto se desarrolló con fines experimentales y estaba destinado a probar las ideas básicas que se propusieron utilizar en la creación de nuevos sistemas antimisiles. La operación de los objetos en el sitio para su propósito previsto ha cesado. Sin embargo, las estaciones de radar y otros sistemas se utilizaron para otros fines durante mucho tiempo. Fueron utilizados para rastrear satélites de la Tierra artificial, así como en algunas nuevas investigaciones. También en el futuro, los objetos "Danube-2" y TsSO-P se involucraron en nuevos proyectos de sistemas antimisiles.

Con el uso extensivo de la experiencia obtenida en el marco del proyecto piloto "A", pronto se desarrolló el nuevo sistema de defensa antimisiles A-35 Aldan. A diferencia de su predecesor, que fue construido solo para pruebas, el nuevo complejo pasó todas las pruebas y se puso en servicio, después de lo cual, durante varias décadas, se dedicó a proteger instalaciones estratégicamente importantes de un posible ataque con misiles nucleares.


En los materiales de los sitios:
http://pvo.guns.ru/
https://defendingrussia.ru/
http://old.vko.ru/
http://raspletin.com/
http://militaryparitet.com/
http://militaryrussia.ru/blog/topic-340.html
autor:
9 comentarios
información
Estimado lector, para dejar comentarios sobre la publicación, usted debe login.
  1. Amuretos
    Amuretos Abril 21 2016 07: 57
    +2
    ¡Una ventaja para el autor! Leí el artículo y quería ver una película sobre este sistema. Y es una pena que el DVD no se abra. Tenía varias películas sobre defensa aérea y defensa antimisiles. Había una serie de ese tipo en el Canal Uno: "Secretos de las victorias olvidadas". Película 21 " El cielo cerrado de Moscú ".
    1. XYZ
      XYZ Abril 21 2016 08: 50
      +3
      ¿Entonces, cuál es el problema? Todas las películas de esta serie se publican en Internet.
      1. Amuretos
        Amuretos Abril 21 2016 15: 54
        0
        Cita: XYZ
        ¿Entonces, cuál es el problema? Todas las películas de esta serie se publican en Internet.

        No se descargan, aunque hay una utilidad.
    2. opus
      opus Abril 21 2016 20: 44
      0
      Cita: Amurets
      En él tuve algunas películas sobre defensa aérea y defensa antimisiles.

      prácticamente no hay material de película en el sistema C-25; era terriblemente secreto.
      Atreverse
      1. Amuretos
        Amuretos Abril 22 2016 01: 41
        0
        Cita: opus
        prácticamente no hay material de película en el sistema C-25; era terriblemente secreto.
        Atreverse

        ¡Gracias! Anton! En 1970, varias personas de la región de Moscú, del "Berkut" fueron transferidas a nuestro regimiento. No dijeron nada sobre el servicio en el C-25. Fueron transferidos porque comenzaron a disolver los estantes del anillo exterior al reemplazar el C-25 en la S-200. Era amigo del técnico del PKK V. Zaitsev. Habló de su trabajo en TsAGI, donde trabajó como técnico antes de ser reclutado, pero muy poco sobre el servicio en la región de Moscú, en la S-25. Lo único que lo sorprendió con nosotros fue trabajo las XNUMX horas de los motores diesel domésticos.
      2. Aviador
        Aviador 29 Mayo 2016 14: 14
        0
        Se incluyeron tomas conocidas, incluso en el largometraje de principios de los 60, "Keys to the Sky".
  2. vkl.47
    vkl.47 Abril 21 2016 08: 46
    +3
    Recientemente, uno de los diseñadores fue invitado a la radio. Estaba construyendo el primer anillo para Moscú. Así que dice que por ese dinero todo costó 3 billones de rublos. No olviden que era lo que se llamaba desde la idea hasta el modelo. El trabajo se hizo desde cero. Dinero por supuesto colosal, pero no se trata de dinero, sino de la seguridad del país, por lo tanto, como dicen los liberales, oh y oh, cuántas escuelas y caminos podrían construirse, y quién estudiará en estas escuelas? y quién conducirá a lo largo de estos caminos? si cubren a todos con una bomba termonuclear
    1. DimerVladimer
      DimerVladimer Abril 21 2016 14: 24
      +1
      Bueno, por supuesto, su propia explosión nuclear a una altitud de hasta 25 km es aún mejor que una explosión termonuclear a una altitud de 150-300 m. Sin embargo, conducir después de una gran altitud también sería poco probable. Además, Moscú se estaba escondiendo exclusivamente, y el resto de las ciudades habrían sido kirdyk.

      La efectividad de la defensa antimisiles de Moscú es una gran pregunta. Dado que es posible asignar tantos bloques a un orden de misiles de ataque, ya que muchos misiles no se pueden dominar, ya que el número de misiles interceptores también es finito, las capacidades del sistema de designación de objetivos son limitadas, la probabilidad de destrucción requiere al menos dos misiles interceptores por unidad de combate de ataque; en general, el sistema es más grande para calmar e interceptar misiles primer golpe (rango medio).
      1. iouris
        iouris Abril 21 2016 16: 38
        -6
        Luego, en la URSS, una parte significativa de la población no vivía en Moscú. Creo que ahora no hay suficientes ojivas para que el país no sobreviva. Al menos un famoso "D. Cook" solo puede cuestionar todo.